Los miembros de la Comisión Legislativa de Vivienda, Salud y Medio Ambiente del Municipio de La Concordia, analizaron el “Proyecto de ordenanza de prevención y control de la contaminación ambiental originada por la emisión de ruidos provenientes de fuentes fijas y móviles”.

Esto, en base a varias solicitudes de habitantes que se sienten afectados por el bullicio. El objetivo es mejorar la convivencia entre vecinos.

La Comisaría Municipal es la entidad que actualmente controla esta situación.

En tiempo de pandemia y sobre todo fines de semana, este tipo de llamados se volvieron frecuentes, pues la Comisaría llegaba a las zonas denunciadas con apoyo de la Policía Nacional y sin bien en ese momento se apagaba la música, una vez se retiraban los funcionarios, volvía la fiesta.

Lea más información en la edición impresa de el diario Centro…