Dos presos tenían dinero y droga en sus partes íntimas, a los internos otros compañeros los agredieron y les introdujeron varios objetos contra su voluntad.

Agentes de las Fuerzas Armadas asistieron a dos personas privadas de la libertad de la cárcel de Quevedo porque su salud estaba en riesgo. De acuerdo a la institución, dos reclusos solicitaron ayuda de las autoridades tras ser golpeados por varios compañeros.

Cuando los elementos del orden tomaron contacto con ellos, los agredidos expusieron lo que había ocurrido la madrugada del miércoles, cuando la Policía y Fuerzas Armadas intervinieron en el centro carcelario.

Después de conocer lo sucedido, los uniformados asistieron a los reclusos, a quien otros presos agredieron y usaron sus cuerpos para “guardar” objetos no permitidos.

Los internos tenías en sus partes íntimas 500 dólares en efectivo, varias dosis de droga, dos anillos, una cadena con dije y tres chips de telefonía móvil.

Médicos militares los asistieron y posteriormente los trasladaron al al hospital Sagrado Corazón de Jesús, donde quedaron bajo cuidado de personal de la salud.

Desde la madrugada del miércoles, tanto policías como militares intervienen en la cárcel de Quevedo, durante la jornada sacaron quince volquetas con basura.

Los militares reportaron que los presos tenían dispositivos móviles, dinero, electrodomésticos y otros objetos prohibidos, la última novedad involucró a dos presos.