El Palacio de Buckingham confirmó este lunes que el monarca Carlos III ha sido diagnosticado de cáncer.

Este fue detectado durante su reciente operación de próstata, y ya ha iniciado una serie de “tratamientos regulares”.

“Su Majestad ha iniciado hoy un programa de tratamientos regulares, periodo durante el cual los médicos le han aconsejado que posponga sus tareas de cara al público”, reza un comunicado difundido por la familia real británica.

Carlos III trasladó su agradecimiento al equipo médico por su rápida intervención, facilitada gracias a la reciente operación para agrandamiento de próstata a la que se sometió hace apenas unos días.

Buckingham recalcó que el monarca “sigue totalmente positivo acerca del trato recibido y espera volver a desempeñar plenamente sus funciones públicas lo antes posible”.

Finalmente, la familia real destacó que Carlos III ha optado por dar a conocer esta noticia para evitar especulaciones y con la esperanza de que contribuya a crear conciencia sobre el cáncer.

Carlos III ascendió al trono a comienzos de mayo de 2023 tras el fallecimiento meses atrás de su madre, la reina Isabel II. Ella tuvo más de 70 años de reinado.

El rey pospondrá sus compromisos públicos y se espera que otros miembros de la realeza le sustituyan durante el tratamiento. 

No se han dado más detalles sobre el estadio del cáncer ni su pronóstico.