Actualizado hace: 4 horas 45 minutos
RUSIA
Bikinis y siesta ante ola de calor

Pasear en bikini, dormir la siesta o bañarse alegremente en las fuentes públicas son algunos de los antídotos elegidos por los rusos para soportar el verano más caluroso que se recuerda en el país.

Lunes 19 Julio 2010 | 00:00


"Rusia se derrite", titulan los diarios y encabezan sus informativos los canales de televisión nacionales y locales, y es que en el país del frío desde mediados de junio no se habla de otra cosa que no sea del calor sofocante.
El viernes y el sábado las temperaturas en Moscú alcanzaron máximas históricas que rondaron los 37 grados, superando las anteriores marcas que databan de 1938 y 1951.
Lo que más sorprende es el hecho de que las temperaturas apenas desciendan durante la noche, ya que los termómetros moscovitas marcaban el sábado unos 30 grados pasadas las diez de la noche, una anomalía sin precedentes en este país que convierte el poder conciliar el sueño en una odisea.

Se mantendrá el calor
Según los servicios meteorológicos, la ola de calor no cejará en su empeño de abrasar a los habitantes las regiones centrales de la parte europea del país durante la próxima semana, aunque se esperan precipitaciones en forma de tormenta.
El clima subtropical que sacude Rusiano ha dejado más remedio a los rusos que olvidarse de formalismos en el vestir y recurrir a hábitos poco corrientes en este país como la siesta.
En los parques moscovitas los bikinis son casi tan corrientes estos días como en las playas fluviales y las adolescentes los llevan puestos sin ningún reparo o rubor.
 

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala