La Policía llegó hasta el barrio Nuevo Manta debido al rumor del supuesto hallazgo de un cuerpo en descomposición.

Los agentes inspeccionaron el terreno de una casa donde los vecinos aseguraban que en el lugar habían enterrado el cuerpo de una mujer.

Ellos le dijeron a la Policía que la mujer primero fue quemada y luego sepultada en el lote.

Los agentes inspeccionaron el lugar. Minutos después verificaron que se trataba de un gato en estado de descomposición.

Lea más información mañana en la edición impresa….