AGECI controlará la ayuda internacional

QUITO Fander Falconí (c) y Ana Albán durante una rueda de prensa para informar lineamientos de AGECI

Foto:
QUITO

AGECI controlará la ayuda internacional

Miércoles 16 Julio 2008 | 22:30

El Secretario Nacional de Planificación y Desarrollo (SENPLADES), Fander Falconí presentó los lineamientos de Agencia Ecuatoriana de Cooperación Internacional (AGECI), cuya directora es la ex ministra de Ambiente, Ana Albán.

La AGECI fue creada el 30 de octubre del 2007 mediante decreto 699 como eje principal del Sistema Ecuatoriano de Cooperación Internacional (SECI). El nuevo ente se encargará de implementar las estrategias generales de cooperación internacional e instrumentar la gestión del SECI y asegurar que los programas y proyectos financiados con recursos de cooperación internacional se adecuen a las necesidades de los planes y políticas de desarrollo del Gobierno. El principal propósito es que haya una "armonización" del sistema ecuatoriano de cooperación que implica una coordinación con las instituciones beneficiarias y agentes cooperantes. AGECI estará encargada de promover las políticas de cooperación internacional y velar por la distribución equitativa de los recursos e impulsa un seguimiento de los proyectos. Según Fander Falconí la intención es favorecer a los sectores que tradicionalmente e históricamente han recibido. Esta nuevo institución se crea en respuesta, según Falconí debido a que años tras años la utilización de los fondos de cooperación internacional, no obedecían a una planificación nacional y sin coherencia con la articulación a las metas nacionales.

+ NOTICIAS

Promueven políticas heterodoxas para crear empleo

Foro | 15:51 El ministro de Relaciones Laborales de Ecuador, Carlos Marx Carrasco, destacó hoy que el bajo nivel de desempleo en su país se deben las "políticas heterodoxas" que aplica, al igual que otras naciones de América Latina.

Código financiero reabre debate entre regulación e intervención

Quito | 15:45 La aprobación del Código Monetario y Financiero en Ecuador ha reabierto el debate entre la necesidad de regulación del sector que defiende el Gobierno y que el sector financiero, en particular la banca privada, ve más bien como una expresión de intervencionismo del poder político.