Actualizado hace: 4 minutos
Técnica
Grandes beneficios con menos invasión

Pese a que es una técnica que tiene más de 25 años, va creciendo el número de intervenciones en el mundo.

Miércoles 29 Noviembre 2017 | 04:00

Se trata de la cirugía laparoscópica, un método quirúrgico que es usado para dar solución en diversas patologías y otras afecciones que se localizan en la cavidad abdominal. 

Incisiones. Kruger Loor Santana, cirujano general y laparoscópico, explica que la cirugía laparoscópica (o también llamada de mínima invasión) consiste en pequeñas incisiones para hacer un abordaje intra-abdominal “y realizar los mismos procedimientos que tradicionalmente se hacen por medio de una cirugía abierta”, dice.
“El número de incisiones depende de la cirugía a realizarse. No es lo mismo un paciente que se opera de apendicitis o que se opera por cálculos en la vesícula. Dependiendo de la cirugía  es el número de incisiones que se hacen para colocar unos tubos que se llaman trocares, por los cuales se introducen  todos los instrumentos para la cirugía que se quiera realizar”, añade el profesional.
A decir de Loor, el método de operación es seguro siempre y cuando un paciente esté en las manos de un profesional especialista en este tipo de intervenciones quirúrgicas, se explica.
No importa la edad. Con la cirugía laparoscópica se pueden erradicar en menos tiempo problemas de vesícula, apéndice, hernias de pared abdominal,  hasta permitir la realización de cirugía bariátrica (para reducción de peso) y resección intestinal. 
“La cirugía laparoscópica no tiene restricción por edad, es mucho más ventajosa que la cirugía abierta puesto que es segura, produce menos dolor porque las incisiones son más pequeñas. Esta también permite que el paciente pueda caminar más rápido dependiendo de la cirugía, pero en términos generales es bien tolerada y muy segura”, explica el especialista en cirugía general y laparoscópica.
 
Las ventajas. Al referirse a los beneficios de esta técnica, Kruger Loor destaca las ventajas de realizarse tal cirugía.
Asegura que los puntos positivos son muchos frente a la cirugía abierta o convencional.
Entre ellas está el menor  tiempo de recuperación del paciente, menos dolor postoperatorio y menos uso de analgésicos, hecho que incide en una mayor economía. Prácticamente se pueden resolver todas las patologías intra-abdominales, detalla. 
 
Exámenes.  Antes de realizarse una cirugía usando la técnica laparoscópica, el paciente debe pasar por una evaluación preoperatoria de la patología que sufre y por la que se va a operar.  Otro de los detalles es que tiene que pasar por una serie de exámenes y de ser necesario examinado por un cardiólogo u otro médico, de acuerdo a la enfermedad del paciente.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala

Noticias en video