Actualizado hace: 53 minutos
Oswaldo Vélez Ortiz
Las condecoraciones

Existe en nuestro medio, un equivocado concepto para reconocer los “meritos” de un funcionario, o de alguien que llegó a determinada función por el voto popular.

Lunes 28 Mayo 2007 | 21:35

La comunidad, llámense estos clubes, barrios, asociaciones, etc., condecoran, entregan placas, pergaminos a estos ciudadanos, por haber ayudado a que se realice tal o cual obra, sin caer en cuenta que ese funcionario está en la obligación de hacerlo, pues para eso aceptan el cargo o el mandato popular, además de que el Estado les paga sueldos y/o dietas y viáticos. Este es el motivo por el cual estos homenajes y condecoraciones han caído tan bajo, casi no tienen importancia y muchos de ellos son fraguados; exigidos por quienes lo reciben. Estoy de acuerdo con el actual presidente Correa al devolver la condecoración o collar que le impusieron cuando asumió el mando, pues si él no había hecho nada todavía, para qué se le iba a condecorar. Por acá no ocurre eso, cualquier funcionario que ha llegado a una función por compromisos políticos o por pago de algún favor, se lo condecora y se le dan homenajes así porque sí. Cuando se trata de contratos colectivos, se condecora con medallas, anillos, botónes, placas, por cumplir años de servicio, sin tomar en cuenta cuan vago, irresponsable o deshonesto ha sido ese “condecorado”. Este aspecto tiene que ser abolido en la Asamblea Contituyente, y si se quiere condecorar a alguien que el gasto de esas medallas y de esos homenajes no salgan del presupuesto de la institución; con esto se evitaría tanta lisonja y “perruñada” que se ponen de mayor manifiesto cuando llegan nuevas autoridades de la función pública. Con ello también se obligará a los municipios para que escojan en las fiestas cívicas a los ciudadanos más idóneos para que reciban los reconocimientos que por costumbre se dan y no se repartan, como decía un amigo, “como chicha” en “santo”.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala