Actualizado hace: 3 horas 40 minutos
Saludable
Nadar fortalece músculos y regenera

Uno de los ejercicios más completos que existe es la natación. Ayuda a mantenerse en forma, fortalece músculos, por ello es recomendable practicarla a cualquier edad.

Lunes 16 Junio 2014 | 04:00

 
La natación es un deporte recomendado por especialistas para personas con problemas de espalda, dolores de columna o cervicales, debido a que se realiza sin tener que levantar pesos y sin que existan movimientos bruscos, mejorando la postura corporal.
“Este deporte sirve como medio terapéutico para la rehabilitación de la estructura ósea y problemas articulares”, afirma Pedro Herrera.
Este entrenador de natación destaca  varios de los beneficios de este deporte: ayuda al sistema respiratorio, cardiovascular,  fortalece a los pulmones y contribuye a la relajación de cuerpo, mente y contrarresta el estrés, dice Herrera. Añade que cuanto más tiempo se tenga en la práctica de la natación, mejor desarrollo aeróbico va a tener la persona. Herrera da dos consejos fundamentales antes de nadar. No realizar una actividad intensa, ni  tampoco consumir alimentos.
Herrera expresa que previo a la práctica de la natación es necesario realizar un trabajo de calentamiento de al menos cinco minutos, esto evitará lesiones como tensiones articulares y de músculos como los paravertebrales de la espalda. “Para la actividad física segura de este deporte, es necesario un entrenador”, dice.
 
RESPIRACIÓN. Según los expertos, el agua hace que la persona aprenda a controlar y coordinar de mejor manera su respiración y que aproveche el aire de manera óptima. Es así como se favorece la actividad del sistema cardiorrespiratorio.
 
ENVEJECIMIENTO. La natación, según estudios, permite retrasar el envejecimiento y la capacidad motriz aumenta, el nadador requiere de una gran concentración y coordinación.
CIRCULACIÓN. Al nadar, el agua produce una especie de masaje en cada órgano. Esto activa el flujo sanguíneo y mejora considerablemente la circulación de la sangre.
 
RESISTENCIA. Otra de las bondades, indican entrenadores, es que el cuerpo se hace más resistente, aumenta el grosor de los huesos. En el agua los músculos trabajan de cinco a seis veces más que en tierra firme.
 
FLEXIBILIDAD. El cuerpo adquiere mayor movilidad y elasticidad. La natación ejercita las articulaciones y aumenta la  flexibilidad.
 
En el mar. George Aráuz, médico deportólogo, señala que nadar es uno de los ejercicios más saludables, y practicarlo en el mar multiplica sus beneficios. El agua de mar ayuda a incrementar los glóbulos rojos cerca de un 10 por ciento, favorece la eliminación de toxinas, activa la circulación, mejora la movilidad y fuerza muscular y fortalece los huesos, dice.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala