Actualizado hace: 4 minutos
'Los pescados'
"Atreverse a ser diferentes"

La banda portovejense Los Pescados vuelve a su ciudad, en el marco de una gira musical que lleva a Juan Fernando Andrade y Nelson Coral reafirman su vínculo con su pasión: hacer música.

Sábado 18 Agosto 2012 | 00:00

Ahora, Juan Fernando Andrade habla por los dos, para El Diario.
 
El Diario: ¿Cómo se formó Los Pescados?
Cuando éramos adolescentes tocábamos en una banda de covers llamada Noise, eran los 90's y Portoviejo ya tenía ese feeling rockero que la ha hecho famosa. Los conciertos, sin embargo, se llenaban con bandas que tocaban pop, covers de "Hombres G", "Vilma Palma", etc., a nosotros esa música nos parecía y nos sigue pareciendo basura, por eso hicimos rock desde el principio, y aunque tocábamos para cuatro panas entonces, eso nos definió como banda. Los Pescados se hicieron en Quito, cuando ambos estudiábamos en la universidad y decidimos empezar a componer material propio, pero todo es culpa del pasado.
 
E.D.: ¿Por qué el nombre?
J.F.A.: Dos manabas en Quito son peces fuera del agua, es decir pescados. Los Pescados. 
 
E.D.: ¿Desde cuándo la pasión de hacer música?
J.F.A.: Desde siempre, hemos tocado juntos en diferentes bandas desde los 14 años (demasiado, es cierto), ahora está en nuestro ADN y esperamos que se quede en el torrente sanguíneo para siempre.
 
E.D.: ¿Cuál es el género que los puede, al que ustedes reconocen como espacio natural de expresión?
J.F.A.: El rock, como estilo de vida (aunque no siempre se pueda) y como forma de estar siempre dispuestos al combate. El rock mezcla el placer con las ganas de partir el mundo.
 
E.D.: ¿Cómo califican los trabajos anteriores?
J.F.A.: Tenemos dos discos anteriores, "El año del Pescado" (2007) y "No somos siameses" (2009), ambos grabados con muy pocos recursos, en baja fidelidad y una onda más de "pongámosle huevos" que de "seamos profesionales". El productor de esos discos, Carlos Terán, la vio negra tratando de hacernos sonar con tan poco equipo de por medio, pero logró documentar el trabajo de la banda en ese momento, algo no menor. "Por la boca muere el Pez" fue mucho más pensado, arreglado y grabado con la intención de llevar nuestra música a su límite creativo actual. Se grabó con ciertos "lujos" técnicos, se trabajó con el productor Toño Cepeda (bajista y vocalista de Biorn Borg), se mezcló y masterizó en Nueva York. Es nuestro disco en serio, más claro.
 
E.D.: ¿Qué trae este nuevo disco, cuál es el hilo conductor y la fuente de inspiración?
J.F.A.: No hay un hilo conductor definido y eso es precisamente lo que más nos gusta, hay temas muy distintos entre sí, lo que demuestra que la banda puede estirar su mente y derretirla si hace falta. La inspiración es siempre la misma: escribimos sobre cosas que han cambiado nuestra opinión sobre el mundo que nos rodea, esto puede ser una nueva generación de corruptos o una mujer que te deja solo en medio del vacío. 
 
E.D.: ¿Cómo se consideran ustedes, musicalmente hablando?
J.F.A.: Ni buenos ni malos, sino todo lo contrario.
 
E.D.: ¿Qué desean para Portoviejo y Manabí en el ámbito musical?

J.F.A.: Que la gente conecte con sus bandas, que le pierdan el miedo a romper el molde de pensamiento (¿Por qué a todos nos tienen que gustar Shakira o el reggaetón?, eso no tiene sentido), que se atrevan a ser diferentes en un siglo que exige identidad porque ya hemos visto que seguir a las masas nos conduce al precipicio.< 

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala