Sábado 25 Octubre 2014 | ACTUALIZADO HACE: 44 minutos
DESTACADAS
 Jaume Catalán Díaz

+ ARTICULOS

Jaume Catalán Díaz

Reaccionar antes que sea demasiado tarde

POR  Jaume Catalán Díaz

Lunes 02 Julio 2012 | 00:00

En estos momentos se está intentando cambiar la misma estructura natural de la familia, e introducir en las legislaciones una concepción de matrimonio y familia contrarios a la naturaleza de las cosas. La transmisión de la vida es considerada como una carga, cuando no una opresión de la mujer. Las plagas del divorcio y del aborto son ya unas olas tan gigantescas que amenazan gravemente la misma existencia de tantas naciones.

 

La familia, por tanto, necesita autodefenderse y autoprotegerse contra éstos y otros muchos factores negativos. Más aún, necesita asociarse y unirse a otras familias, con el fin de propulsar una justa política familiar que responda a sus derechos, necesidades e ilusiones.
Europa ha sido tradicionalmente un continente que valoraba, apoyaba y defendía la familia como quicio de su organización social. Sin embargo, en estos momentos se comprueba que está orientándose hacia otros derroteros. Influyentes minorías presionan a los parlamentos nacionales y al mismo Parlamento europeo para que implanten otros tipos de familia, esgrimiendo que ‘eso’ es lo que desea la gente o, al menos, las personas más progresistas. 

OTROS COLUMNISTAS