Tony Touma Álvarez

Los antivalores de la familia

Lunes 04 Diciembre 2006 | 17:46

Casi sin proponérselo, la familia suele ser el resguardo de los fracasados, de los malos estudiantes, de los empleados ineptos, de los maleantes, de los embusteros, de los corruptos... Cuando el grupo familiar tolera estas conductas sin hacer reproches, o con las mínimas críticas, tal situación sirve para razonar sobre el fenómeno de la tolerancia excesiva en el ambiente familiar.

Cuando la familia de un contrabandista progresa alrededor de los miembros que se dedican a este oficio, casi nadie puede recriminarles que no se justifiquen diciendo que “así lo hacen los de arriba”. Del mismo modo, la familia del peculador se siente obligada a respaldar en silencio a uno de sus miembros delincuentes para que se mantenga la ficción de unidad familiar, o para que los “beneficios” del transgresor se viertan en el patrimonio económico de sus parientes. Es dramático saber que ahora nadie recibe, como antes, una censura familiar por la incompetencia laboral, y ésta se acepta de manera silenciosa como si fuese un asunto sin importancia en la vida diaria. Dicha actitud interna se refleja después negativamente en la vida diaria. Es en la familia donde aprendemos el valor del trabajo; como hoy casi todas las parejas trabajan, los hijos escuchan todo el tiempo las quejas, los reclamos, las injusticias que se cometen contra los padres, reciben el ejemplo de que el trabajo es una fuente de problemas, angustias y estrés, casi nunca de agrado o de satisfacción. Esto es lo que le transmiten los padres a los hijos sobre el valor del trabajo. La incoherencia propia conduce entonces a la indiferencia por lo ético en los demás. Vale decir, yo no doy las batallas por herencia personal y por lo tanto no se la pido a nadie. Esto conduce a seguir un clima permisivo frente a las grandes y pequeñas corrupciones; frases como “consiga la planta mijo, consígala honradamente; y si no la puede conseguir honrradamente, consiga la plata mijo” han sido entendidas por el imaginario colectivo como una forma de permisividad. Y, en definitiva, el ambiente familiar es el que más puede lograr la reconstrucción del tejido moral de un país. El ejemplo personal es la “correa de transmisión” de valores positivos pues hace evidente la coherencia. Con el beneficio cómplice de las transgresiones, los antivalores se instauran en la familia y se despliegan de una y otra manera hacia el trabajo, en lo social, económico y de ese árbol social crecen torcidas las ramas del aparato del Estado.

+ NOTICIAS

Mi manga del cura

Vicente Espinales Tejena | 04:00 Claro, nos pertenece. Debemos hacer por ella lo que todo buen propietario hace por lo que es propio. Y en esto debemos ser un poco claros, recordando a muchos que teniendo el poder en sus manos a su debido tiempo no hicieron nada por estas tierras tan importantes para nuestra provincia desde el punto de vista social, y económica.

Para que la salida sea electoral

Mercedes Montero | 04:00 A estas alturas del “partido” el pueblo venezolano está consciente que de persistir el desmantelamiento del país por parte del régimen Castro comunista de Maduro, para el año 2019 Venezuela habrá dejado de existir como tal.

Mariano, la alegría del fútbol

Jaime Enrique Vélez | 04:00 Cuando arribó a nuestra ciudad solo trajo su morral y un dietario. Él no necesitaba tantos tereques; su verdadero equipaje era su prodigioso cerebro para jugar al fútbol y sus habilidosas piernas para driblar y anotar goles.

¿Debe el municipio regular la tarifa de parqueos?

Editorial El Diario | 04:00 La Municipalidad de Portoviejo, a través de Portovial, la empresa municipal encargada de organizar el tránsito, anuncia que va a unificar la tarifa de los estacionamientos privados en la ciudad.

El Papa Francisco en Ecuador

Fernando Naranjo-Villacís | 04:00 Llegó Francisco, el Papa sencillo, aquel que decidió romper con los esquemas protocolares y reemplazarlos por lo simple, lo sencillo, a tono con su prédica, honrando el nombre que lo identifica, aproximándose al ejemplo del santo de Asís.

¡Bienvenido, Francisco!

| 04:00 ¡Bienvenido a ésta tu querida América morena en cuyo extremo sur naciste! ¡Sí, bienvenido a este suelo mestizo, que siendo Quito, hace tiempos por esnobismo lo denominaron Ecuador! Es una sin par deferencia tuya, que el retorno a tu continente se inicie en esta patria, pequeña en territorio pero inmensa en muchos otros valores.

Golpe blando y dictadura blanca

Ernesto Intriago | 04:00 Estos dos términos están de moda en la jerga política actual de nuestro país, una frase es más actual que otra, pero eso es lo que menos importa, lo que hay que resaltar es quiénes utilizan estas frases, y por qué unos sectores acusan a otros de fraguar un golpe blando y una dictadura blanca.

¡Abbiamo papa en Ecuador!

| 04:00 Sí, “abbiamo Papa”. Ecuador tiene Papa desde la tarde de ayer y por tres días, desde que Jorge Mario Bergoglio, el santo padre que dirige la Iglesia católica, el máximo representante de Dios en la Tierra, pisara suelo ecuatoriano luego de que el avión que lo trajera desde Roma aterrizara en el aeropuerto de Tababela.

En juzgados de EE.UU. se jura sobre la Biblia

Hernán Vinces Vélez | 04:00 Para que hayan aprobado y legalizado el matrimonio homosexual en todo su territorio, se considera que ya han abolido esta norma de juramento que lo hemos observado toda la vida; caso contrario estarían contradiciéndose ante todo principio humano y cristiano.