Viernes 31 Julio 2015 | ACTUALIZADO HACE: 21 minutos
DESTACADAS
MONTECRISTI

Manantiales en disputa

Sábado 28 Agosto 2010 | 00:00

Los problemas de límites con Jipijapa y la falta de obras básicas en Manantiales fueron tratados por las autoridades municipales de Montecristi y la comunidad en una sesión de Concejo.

Durante 90 minutos, de 14h00 a 15h30, ayer los concejales y el alcalde Washington Arteaga escucharon a los moradores de la comunidad sobre la falta de obras básicas y que se defina que esta comunidad pertenece a Montecristi.
Paula Menoscal, representante de la comunidad, aseguró que Manantiales es y será de Montecristi y que si hay una consulta para que los ciudadanos decidan a qué cantón pertenecer, la respuesta será a la ciudad donde nació Eloy Alfaro.
Ante este anuncio, el alcalde señaló que son los ciudadanos los que tienen que decidir a seguir perteneciendo a Montecristi.
Arteaga le informó a los comuneros que el ex procurador síndico de la Prefectura, Rigoberto Carvayo, será el jurista que defienda la jurisdicción de Manantiales para Montecristi.
También hubo quejas porque no se lastran las calles y se requiere el arreglo de varias aulas de las entidades educativas de la comunidad.
El vicealcalde Paúl Santana aseguró que el presupuesto de este año será replanteado para construir nuevas aulas en las entidades educativas de Manantiales.
Otra promesa municipal que hicieron las autoridades fue la de enviar un equipo caminero para que lastren las principales calles. <


+ NOTICIAS

“Perros que jamás ladraron”

Vicente Mendoza Pavón | 04:00 No, no me voy a referir a esa maravillosa obra de teatro del dramaturgo cubano Rogelio Orizondo, cuyo título encabeza este escrito; es que en nuestro país han aparecido opositores reclamando por la “vigencia de la democracia”, como si actualmente nos gobernase una dictadura. Se insiste en afirmar que en el Ecuador no existe la libertad de expresión, cuando todos los días escuchamos, leemos y vemos en medios de comunicación a presentadores de noticias y entrevistados expresar, con total libertad, versiones falsas, como aquellas que afirman que las salvaguardias arancelarias encarecerán todos los productos de primera necesidad. Una afirmación semejante tiene dos explicaciones: ignorancia sobre el tema u odio contra el Presidente.