Martes 30 Junio 2015 | ACTUALIZADO HACE: 19 minutos
Farándula

Los pecados de Diana Mendoza, de 'A reventar', en 'Penthouse'

Viernes 27 Noviembre 2009 | 15:35

"Lo que más me gusta es hacer el amor". Es así como se ha mostrado la ex bailarina del programa “A Reventar”, Diana Mendoza, en un reportaje gráfico en la revista 'Penthouse'.

Diana no tiene pelos en la lengua y, según publica 'Penthouse', la sensual rubia "está buscando un hombre que se preocupe de ella, que la cuide, la mime, la respete y la valore... y que haga el amor a todas horas y en los lugares más insólitos y extraños".
Además, confesó que "sueña hacer el amor con un hombre en una limusina y practicar todas las posturas del 'Kamasutra". Al ser preguntada si le gustaría hacer el amor con una mujer, declaró que "es una idea que no descarto. Sentir las manos de una mujer por todo tu cuerpo tiene que ser una experiencia única".
Diana Mendoza llegó a España con 26 años a estudiar Comunicación Audiovisual. Ahora tiene entre manos algunos proyectos en radio y televisión, ya que su mayor deseo es seguir la estela de la periodista de Telecinco, Ana Rosa Quintana, a quien profesa gran admiración por su modo de trabajar.
"Ana Rosa es una mujer muy profesional que sabe muy bien marcar los tiempos", asegura Diana Mendoza, quien también tiene entre sus planes ser corresponsal de guerra.


+ NOTICIAS

Preparémonos para recibir a Francisco

PARA TI, JOVEN. | 03:00 Francisco, amigo, el Ecuador está contigo. Francisco, no dejes de venir a pesar de que en nuestro país no estamos haciendo lo que deberíamos hacer para recibirte con fe. ¿Por qué digo esto? Miramos la tele, los periódicos, escuchamos la radio y con qué nos encontramos, de nuevo la eterna pelea de unos políticos con otros. Del gobierno nacional contra ciertos gobiernos locales. ¿Hasta cuándo ecuatorianos somos incapaces de llegar a acuerdos mínimos de respeto, justicia y unidad? Pensemos en el país y no en nuestros intereses particulares. Seamos sinceros en nuestras verdaderas intenciones y comencemos a caminar hacia un horizonte común. Todos vivimos en este