Lunes 01 Septiembre 2014 | ACTUALIZADO HACE: 14 minutos
La ciudad se caotiza por racionamientos de energía eléctrica

Ayer frecuentemente los carros estuvieron a punto de chocar por la falta de luz

Foto:
ELECTRICIDAD

La ciudad se caotiza por racionamientos de energía eléctrica

Sábado 07 Febrero 2009 | 20:32

Ayer en la ciudad se vivió un verdadero caos por la falta de energía, debido a los racionamientos que se efectúan tras la explosión de uno de los transformadores en la subestación 1 de Portoviejo el jueves pasado.

Alberto Gómez indicó que tuvo que correr por varias ocasiones en las intersecciones de las avenidas porque al no haber luces en los semáforos los vehículos estuvieron a punto de atropellarlo. “Esto es un caos por todos lados, definitivamente debe hacerse algo cuanto antes porque no podemos seguir así”, afirmó. Rubén Cevallos también se quejó. Él es conductor de un taxi y mencionó que circular por la ciudad se ha vuelto difícil. Agregó que si no se ha chocado es por suerte ya que todos quieren pasar la calle a como dé lugar, por lo que recomendó que haya mayor presencia de policías de tránsito para poner orden. El sector comercial también se ve afectado. Quienes atienden en los almacenes ayer estaban en las afueras de sus locales con los brazos cruzados esperando volver a tener energía. Se calcula que hasta ahora las pérdidas económicas son cuantiosas. Patricio Barahona, administrador del almacén de electrodomésticos Artefacta ubicado en la calle Pedro Gual y Chile, indicó que a diario venden alrededor de 10 mil dólares pero desde el jueves dejan de expender casi la mitad. Ante esto dijo que ya está negociando un generador de electricidad porque cuando falta la luz no puede cobrar ni facturar. “Estamos preocupados porque al parecer el daño es grave y los apagones seguirán”, agregó. Por otra parte hay quienes sí tienen un generador, pero se quejan porque funcionan con combustible y dentro de sus presupuestos no tienen contemplados esos valores, pero prefieren arriesgarse a tener que estar sin vender durante horas. Dotación de agua A causa de la explosión del transformador en la subestación 1, la estación de bombeo de agua potable en Loma Blanca, ubicada en El Florón, se quedó sin energía. Esto ha provocado desfases en el bombeo de agua a la margen izquierda de la ciudad. Julio Córdova, administrador de la estación, señaló que tampoco están despachando agua a los carros tanqueros. Julio Guillem, jefe de la planta Cuatro Esquinas, señaló que no podrán bombear agua a toda la margen izquierda hasta que la Corporación Nacional de Electricidad (CNEl), les haga conocer el cronograma de abastecimiento de electricidad. Alcaldesa protesta Por su parte, la alcaldesa de Portoviejo, Patricia Briones, anunció que enviará una carta al Fondo de Solidaridad (FS), en la cual exigirá que los directivos del CNEL comparezcan ante la Corporación Municipal para explicar sobre la falta de mantenimiento a los equipos de la subestación. Señaló que todo esto es causa del “centralismo”, ya que todas las decisiones se toman en Quito. Finalmente dijo que la solución a todos los problemas de electricidad de Portoviejo se dará con la construcción y puesta en marcha de la subestación San Gregorio. El gobernador de Manabí, Vicente Véliz, hizo un llamado para que el servicio eléctrico sea usado de manera racional para afrontar la emergencia. seguridad en las calles Ante la falta de semaforización en las calles céntricas de la ciudad por los racionamientos de energía, la Jefatura de Tránsito ha desplegado a todo su personal para que mantenga el orden en el tránsito desde las primeras horas de la mañana hasta las 20h00. Luis Banda, jefe operativo de tránsito, indicó que si bien están trabajando con todo el personal, el caos se ha hecho casi imposible de controlar por la gran afluencia de vehículos que circulan en la ciudad. Ante ello recomendó tanto a conductores y peatones tomar las prevenciones del caso para evitar los accidentes. "Estamos en emergencia y la gente debe evitar cualquier anomalía", agregó el policía. Por otra parte Banda recomienda a las personas que en las noches eviten pasar por los lugares donde no haya luz, ya que son los momentos perfectos para los delincuentes. PROBLEMA Cortes serán por una semana más Los racionamientos en la ciudad se darán hasta que se consiga un transformador y se haga su respectiva instalación en la subestación 1 de Portoviejo. Washington Castillo, gerente de la Corporación Nacional de Electricidad en Manabí, CNEL, indicó que el transformador que explotó, de 20 megavatios, es el único de este tipo en el Ecuador, y que su proceso de adquisición demandaría un lapso de 6 meses para su importación, sin embargo, dijo, se están realizando las gestiones para conseguir un equipo de similar capacidad y se espera que esté en la ciudad en una semana aproximadamente. Demanda Además Castillo recordó que la demanda de energía en la provincia es superior a la capacidad de entrega de energía que brinda la CNE, debido a que durante 15 años no se ha hecho ningún mantenimiento al sistema eléctrico, por lo que hace un llamado a la población portovejense para ahorrar energía. Finalmente manifestó que la solución definitiva a estos problemas llegará con la construcción de la nueva subestación San Gregorio, cuyos equipos ya están en la subestación de Transelectric ubicada en Cuatro Esquinas. Problema Por otra parte el supervisor de transformadores del CNE, Raúl Jara, explicó que en Portoviejo se distribuyen 50 megavatios de energía pero con la explosión del transformador solo se quedó con 30, ante ello la necesidad de racionar para evitar que las otras subestaciones colapsen. Jara agregó que el origen del incendio fue por un cortocircuito en uno de los ramales del transformador, que provocó que uno de los cables se incendiara y por ende provocará la explosión. “Lamentablemente estos son los resultados de la falta de mantenimiento que tiene el sistema eléctrico no sólo de la ciudad sino de la provincia, agregó el supervisor. Lo que se viene Según reportes de la CNEL, ante la poca capacidad de energía en relación a la demanda, en el mes de enero se dieron 22 cortes del servicio. Además se prevé que la situación empeore en este año ya que actualmente en Manabí se distribuyen 250 megavatios y para fin de año se estima que la demanda alcance los 270 megavatios.