Actualizado hace: 3 horas 25 minutos
El Carmen
Una mujer es la pieza clave

Afligidos estaban los familiares de Ramón Macías Vera, especialmente su hija Jessica, quien pide justicia por el asesinato.

Domingo 31 Marzo 2019 | 11:00

El cuerpo del hombre arribó al barrio Carmenses en Lucha el viernes, aproximadamente a las 21h00, para su velación, que se desarrolló hasta ayer a las 13h00.

El féretro fue llevado a la sección de mariscos del mercado ya que, en ese lugar, Ramón trabajó por más de 20 años en la venta de chame. Posteriormente llevaron el cuerpo hasta el cementerio general del cantón.
Los familiares manifestaron que la autopsia arrojó como resultado que el hombre recibió siete puñaladas, más un corte en el cuello. Una de las punzadas la tenía en el pecho y las demás en el abdomen, dijeron.
 
>Acompañado. Jessica pide justicia por el crimen de su padre. Mencionó que a él lo vieron en compañía de una mujer identificada como “Karina”, de la que se dice tiene entre 35 y 40 años, comentó.
Expresó que su padre mantenía una relación con ella, aunque no era nada estable, porque se veían de vez en cuando.
Con lágrimas que rodaban por sus mejillas, Jessica manifestó su deseo de que las autoridades den con el paradero de la mujer para que se la investigue por la muerte de Ramón Macías; ella considera que podría aportar con detalles importantes para aclarar el hecho.
 
>Hallazgo. El hombre fue encontrado sin vida el viernes, aproximadamente a las 10h00, al interior de su casa ubicada en el barrio 27 de Octubre, cerca de las piscinas de oxidación municipal.
La humilde casa del hombre, construida de caña, fue visitada por su hija, quien se llevó la desagradable sorpresa de ver a su padre muerto sobre la cama, en un charco de sangre.
La Policía, por su parte, investiga el paradero de una mujer de la que se conoce estaría dedicada al consumo de sustancias estupefacientes, y de acuerdo a los investigadores su declaración será muy importante para esclarecer lo sucedido.
Los vecinos del hombre manifestaron que Ramón Macías era muy respetuoso y tranquilo, y dedicado a su trabajo.
Los moradores del barrio 27 de Octubre dijeron que fue una sorpresa oír los gritos provenientes de la casa de Ramón luego del hallazgo del cuerpo sobre la cama.
 
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala