Actualizado hace: 3 horas 5 minutos
Los errores del economista
Los errores del economista
Por: Freddy Solórzano
[email protected]

Martes 26 Marzo 2019 | 04:00

José Delgado tenía todo para ganar la alcaldía: éxito con Delfín, imagen de hombre bueno, solidario, triunfador y los miles de pollos que regaló. Pero metió la pata, y cuando la sacó era tarde.

Su campaña empezó a desmoronarse el día que decidió no ir al debate con sus contrincantes. Tampoco iba a las entrevistas en los medios de comunicación.

Envió, sin querer, dos mensajes con eso a los electores: tenía miedo de exponer sus propuestas ante sus rivales y no estaba preparado para responder las preguntas que le plantearan. Los indecisos empezaron a creer que no era el indicado para dirigir la ciudad. 
Los asesores se desesperaron. Cambiaron la estrategia y Delgado decidió ir recién a los medios, pero fue tarde, muy tarde, porque Agustín Intriago no solo que le pisaba los talones, sino que tomó la delantera. 
Intriago fue lo opuesto. Iba donde lo llamaban, exponía sus ideas donde sea y ante todos. La campaña sucia perjudicó más al uno que al otro. 
Con Delgado no funcionó aquello de “crea fama y échate a dormir”. En la política los errores son autogoles que te hacen perder el partido, y el economista perdió.
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala

Recomendadas para ti:

Más opiniones: