Actualizado hace: 4 horas 9 minutos
Fútbol
Mikel en la cancha, su padre secuestrado

Obi Mikel, jugador y capitán de la Selección de Nigeria, vivió uno de los momentos más duros durante el pasado Mundial de Rusia 2018.

Lunes 25 Marzo 2019 | 04:00

El padre del nigeriano fue secuestrado y él se enteró de la noticia cuando estaba llegando al estadio para enfrentarse a Argentina. No dijo nada, pero su cabeza no estaba en el campo. Meses después narró con todo detalle cómo lo pasó en una entrevista de la BBC. 

“Pensaba que iba a perder a mi padre, pensé que iba a ser asesinado por las exigencias que hicieron. Durante el partido pensé que después del pitido final, probablemente descubriría que mi padre estaba muerto”, dijo Mikel. 
 
El líder. “Me partió el corazón, sabía que iba a ser traumático para mi padre. No dije nada porque era el capitán de equipo y tenía que liderar el equipo. Era mi responsabilidad y no iba a decir que no podía jugar. Tampoco podía contarlo y afectar a todo el equipo con el tema”, aseguró el jugador del Middlesbrough. Mikel habría pagado alrededor de 25.000 euros por el rescate de su progenitor.
“Es la vida, ahora soy una persona más fuerte, puedo mirar muchas cosas y decir que no me van a afectar porque ya pasé por lo peor. Sólo espero que no vuelva a suceder y mi padre pueda disfrutar del resto de su vida paz”, detalló. 
Una Champions, dos Premier League, una Europa League, una Copa África... Muchos son los logros que John Obi Mikel ha cosechado durante su carrera, tanto en el Chelsea como con la selección de Nigeria, con la que disputó el último Mundial de Rusia.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala