Actualizado hace: 21 minutos
Santo Domingo
“Me pidió llevar un bulto”

Un taxista se atrevió a dar un espeluznante relato, tras el crimen de una mujer.

Domingo 24 Marzo 2019 | 11:00

El hombre de 52 años, contó a este medio de comunicación la mañana de ayer, que la noche del jueves le fue solicitada una carrera por el presunto asesino de Gema Párraga, de 24 años. 
Explicó que mientras conducía rumbo a su casa, el hombre le hizo parar la marcha en un cajero de la avenida Santa Rosa.
“Me pidió que lo llevara a La Concordia y le dije que la carrera costaba 20 dólares. Luego me dijo que lo acompañe a una casa cerca del sector para llevar un bulto. Al llegar a la vivienda se bajó y abrió un portón, luego entré con él a ver el bulto que estaba en dos sacos. Lo ayudé a subir al carro, pero al darme cuenta que algo no estaba bien y que parecía que se trataba de una persona le dije que no le podía hacer la carrera”, contó el taxista. 
Refirió que luego el hombre, de estatura no muy alta y musculoso, tomó el bulto y lo ingresó a la vivienda mientras él se retiraba del sitio. 
“Enseguida llamé al ECU 911, a las 22h55, a informar lo que había pasado, de lo que sospechaba para que la Policía fuera al lugar”, sostuvo el hombre quien ayer en la mañana al revisar los diarios de la localidad se informó sobre el hecho de sangre. 
“Al leer las noticias me di cuenta qué era lo que había dentro de los sacos. Sigo asustado”, comunicó. 
Al conductor le indignó que la Policía no pudo llegar rápido cuando él dio la alerta, cree que bien se pudo detener al sospechoso.
Gema Párraga fue encontrada embalada dentro de dos sacos de yute en la sala de la vivienda que alquilaba con su pareja sentimental, principal sospechoso de su muerte, comunicó la institución del orden. 
 
SIGUE PRÓFUGO. William Posso, jefe encargado de la Policía, indicó que la llamada del ciudadano (taxista) efectivamente ingresó al 911 y que se envió a personal de la institución a verificar la información que había proporcionado, pero que al parecer por su nerviosismo dio mal las coordenadas por lo que no se logró dar con el lugar exacto.
Detalló que después de varias horas nuevamente fueron alertados, pero esta vez por el dueño de un gimnasio a quien el sospechoso llamó a pedir ayuda porque supuestamente su conviviente estaba inconsciente y al llegar al sitio se percató de lo que en realidad pasaba.
El oficial detalló que el hombre aún no ha sido capturado. 
A las 11h00 de ayer, el cementerio Espíritu Santo, de Chone, se convirtió en la última morada de Gema. Familiares de la víctima protagonizaron escenas de dolor, e indicaron que Gema era la segunda de 6 hermanos. 
Una tía dijo que la occisa tenía alrededor de siete años viviendo en Santo Domingo, “allá se enamoró de su primer compromiso con quien tuvo dos hijos, y hace año y medio ella se había conocido con quien se presume la asesinó”.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala