Actualizado hace: 11 minutos
Jorge Luis Bowen
El poder de las elecciones

Los partidos políticos son organizaciones que buscan influencia en el seno de un Estado, ocupando posiciones en un gobierno, para promover la participación de los ciudadanos en el acceso al poder público en la vida democrática.

Jueves 21 Marzo 2019 | 04:00

 Los movimientos políticos buscan acciones colectivas en el espacio político y sus beneficios. Esas acciones conllevan a transformar, mantener y retornar hacia un determinado modelo de sociedad.

En la promoción y propaganda electoral, los partidos y movimientos políticos según la Ley Orgánica Electoral, Código de la Democracia, se financian con el aporte de sus militantes y con dinero público. Igualmente, con dinero de ambiciosos empresarios nacionales y extranjeros. Este código, llamado Ley Orgánica Electoral y de Organizaciones Políticas de la República del Ecuador, en su capítulo tercero explica y detalla sobre el financiamiento que les está permitido tener a los partidos. Para entender mejor, esta ley tiene 9 artículos donde explica de qué viven y cómo han sobrevivido. Por lo tanto, conocer de cómo se financian los 8 partidos y los 271 movimientos políticos es de interés y responsabilidad de todos. Porque a cada uno se le asigna dinero del Estado. Todos ellos aprobados por el Consejo Nacional Electoral. 
En los comicios seccionales del domingo 24 de marzo de 2019 se elegirán 23 prefectos, 23 viceprefectos, 221 alcaldes, 867 concejales urbanos, 438 concejales rurales, 4.089 vocales principales de juntas parroquiales y siete consejeros del Consejo de Participación Ciudadana y Control Social. Un total de 11.069 autoridades entre principales y suplentes. Con un presupuesto de USD 99’330.637,88. 
Los comicios también definirán si continuaran con vida jurídica o si serán eliminados del Registro Nacional de Organizaciones Políticas del CNE algunos partidos, movimientos nacionales y agrupaciones provinciales. Algunos grupos con temor a desaparecer, están aliados con partidos políticos para llegar al poder. Y, a toda costa, trataran de convencer a los ciudadanos para conseguir el voto, con falsedades y ofrecimientos que no cumplirán. Por otro lado, hay agrupaciones y movimientos políticos que se autodenominan partidos y que, de hecho, son aceptados por el CNE y se implican en actividades políticas para participar en los comicios, tratando de ridiculizar a los políticos y, a cualquier persona que haya participado en la función pública, utilizando las TIC y las llamadas redes sociales. 
En el contexto histórico: Las Tecnologías de la Información y la Comunicación han convertido las campañas electorales en algo muy diferente de lo que eran hace décadas. Estos cambios han beneficiado a los partidos políticos, que más allá de sus ideas, los valores y las posibilidades tecnológicas disponibles en cualquier momento histórico, la historia es importante para que los ciudadanos tengan conciencia de la astucia de las organizaciones y del interés personal de cada uno de los candidatos.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala

Más opiniones: