Actualizado hace: 4 horas 6 minutos
Santo Domingo
A punta de fe

Para Teresa Mendoza lo más importante a la hora de adorar y servir a Dios es la devoción y no el lugar.

Domingo 12 Agosto 2018 | 12:05

A sus 74 años de edad ha sido la promotora para que en la urbanización Ucom 1, sector donde ella vive, se construya la capilla San José, que se ha convertido en la principal casa de oración para los creyentes de la religión católica de la zona.
“En esta humilde morada (de caña) celebramos misa todos los sábados a partir de las 18h00. Dios no nació en medio de lujos ni joyas sino en un lugar humilde como este”, sostiene.

La fe se mantiene. En varios lugares y recintos de la ciudad se ha construido estos pequeños templos, pero argumentan que la fe se mantiene intacta.
Para el sacerdote Orlando Hincapié, quien lleva más de 30 años en Santo Domingo, señala que la diferencia principal entre una capilla y una iglesia es la infraestructura.
“La fe es la misma, sea en una iglesia, catedral o capilla. Esta última se puede adecuar en un determinado momento para una celebración especial. Pero en todas se celebran las eucaristías de la misma manera y con el mismo contenido”, dice. 
Desde la Diócesis de Santo Domingo se informó que aproximadamente hasta 1997 se construyeron unas 320 capillas y parroquias en todo el territorio diocesano, que comprenden el noroccidente de Pichincha, La Concordia y Santo Domingo.
En la nacionalidad Tsáchila la fe católica también ocupa un lugar importante dentro de su cultura.
Por ejemplo, en la comuna Otongo - Mapalí, la capilla fue levantada a base de mingas y colaboraciones hace más de 15 años.
Los comuneros afirman que en días especiales celebran la misa para agradecer por los deseos concedidos.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala