Actualizado hace: 1 hora 22 minutos
Los Ríos
Siete policías murieron

La Policía Nacional y la Comisión de Tránsito del Ecuador (CTE) tuvieron un año “negro” debido a la pérdida de siete uniformados en las vías de Los Ríos.

Viernes 05 Enero 2018 | 11:00

Seis gendarmes de la Policía y un agente de la CTE fueron las víctimas en el   2017. 

El teniente Emerson Mestanza, jefe subzonal de la jefatura Vial de Accidentología de Los Ríos, dijo que la principal causa de los siniestros, en un 58 por ciento, son las impericias. Estas contemplan el irrespeto a las señales de tránsito y maniobras inadecuadas, el consumo de alcohol y exceso de velocidad. 
Además recalcó que las vías de Los Ríos son de alto riesgo, por  el deterioro de algunos tramos y a la falta de señalización que confunde a los conductores, específicamente en horas de la noche, ya que los riesgos de accidentes se multiplican.
> VÍCTIMAS. La primera “baja” que tuvo la institución del orden fue la de Luis Naranjo, quien prestaba sus servicios en la Unidad Judicial de Guayaquil.
El policía murió el 13 de marzo mientras conducía un auto en la vía Puebloviejo-Ventanas. 
22 días después perdió la vida el sargento Jairo Bravo, cuando se dirigía hasta la Unidad de Policía Comunitaria (UPC) de la parroquia El Guayacán, de Quevedo.
El agente se movilizaba con otro compañero en una motocicleta como copiloto, cuando fueron impactados por un automóvil en la avenida Walter Andrade,  de la parroquia Siete de Octubre, también en Quevedo.
Ocho días más tarde (15 de abril)  sucedió otro siniestro que enlutó a la Policía. Esta vez se trataba del cabo primero  Ángel Guaquipana. 
El hombre se impactó de frente contra un taxi cuando circulaba en su motocicleta, en la vía La Esperanza-Quevedo. 
El 19 de abril la víctima fue el sargento Segundo Félix Zavala. Quien chocó contra un camión cuando viajaba en su camioneta  cerca del recinto El Guineo, del cantón Quinsaloma.
Luego, el 22 de ese mismo mes en la vía Montalvo-Guaranda se registró otro accidente de tránsito donde el fallecido fue un vigilante de la Comisión de Tránsito del Ecuador (CTE), Darío Morocho Cando, quien laboraba en el ECU-911 de Babahoyo.
> DOS MÁS.  A las 06h30 del 2 de mayo, la Policía volvió a sufrir la “baja” de  otro de sus uniformados.
En esta ocasión fue por la pérdida de Jonathan Lozano, de 23 años.
El agente en servicio activo iba en su auto cuando se impactó contra un camión en la avenida Otto Arosemena y la M, de la parroquia San Camilo, en Quevedo.
La última pérdida por accidente de tránsito fue el 15 de septiembre en la vía Ventanas-Puebloviejo. 
El policía Freddy Molina murió en este percance, al igual que su abuela, quien viajaba junto a él cuando iba a visitar a la familia en Quevedo.
> IMPRUDENCIA. Mestanza agregó que los peatones también son causantes de los siniestros. A decir del uniformado, esto se debe a la falta de difusión de las normas de educación vial para que los conductores y peatones conozcan de sus responsabilidades.
“Muchos percances viales suceden por el irrespeto a las normas de tránsito y la imprudencia de quienes no toman conciencia de su vida ni de la que los acompañan”, sostuvo.
El capitán Omar Sevilla,  jefe de la unidad de tránsito de los cantones Quevedo, Mocache, Buena Fe y Valencia, explicó que los días en los que se registran mayores accidentes son los martes, jueves y domingos, en horarios de 13h00 a 14h00 y de 18h00 a 19h00.
 
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala