Actualizado hace: 3 horas 33 minutos
Santo Domingo
El corta corriente, un dispositivo antirrobo

Un minuto puede demorarse un delincuente en abrir, prender y llevarse un carro que esté estacionado.

Lunes 25 Diciembre 2017 | 04:00

 Tres minutos le llevaría si lo que quiere es desvalijar el vehículo (robarse la radio, el ‘cerebro’, los retrovisores, espejo, y lo que encuentre a su paso).   

Leonardo Cedeño es mecánico eléctrico y dice que en el mercado hay una gran variedad de seguros manuales que sirven para proteger un carro que esté parqueado. 
“Los corta corriente o bloqueos ocultos, que funcionan al aplastar un interruptor, pueden ser indispensables a la hora de proteger un carro”, dijo el experto. 
El dispositivo antirrobo del que habla Cedeño corta parte del sistema eléctrico del motor para que el auto se detenga. El sistema es activado con un accesorio inalámbrico que puede encenderse con la alarma propia del vehículo, con un botón escondido o inclusive con una acción (no se la dice por motivos de seguridad). 
Cortando la recepción de combustible al motor, por más que se roben el auto, los delincuentes no podrán llegar muy lejos. 
 
Otras medidas. Si el corta corriente no le convence, puede optar por medidas más comunes como los rastreos satelitales o los traba volante-palanca. 
Este último es un bloqueo manual que resulta eficiente, según mecánicos. 
La instalación puede costar 25 dólares. 
El traba palanca no permite que la palanca de cambios se pueda usar, por consiguiente, el carro no puede ser manejado.
Silvio Dávila, jefe de la Policía Judicial de Santo Domingo, indicó que si bien este tipo de seguridades no protegen a los carros en su totalidad, hacen que los delincuentes tengan que demorarse más tiempo para lograr su cometido, y muchas veces se pueden evitar delitos.  
Hace poco tiempo que Edwin Oña fue víctima de la delincuencia. 
Varios ladrones se le llevaron su camioneta, “pero gracias a que contaba con rastreo satelital la pude recuperar unos días después”. 
El hecho ocurrió en las calles Galápagos y Cuenca. 
“He tomado mayor precaución, ahora utilizo parqueaderos seguros”, explicó Oña.
La Policía de Santo Domingo dice que en el 2017 el robo de vehículos disminuyó. Y da cifras. 
Por ejemplo, en el 2016 se registraron 138 robos de vehículos en el Distrito Este, mientras que en el 2017, hasta el mes de noviembre, la cifra era de 58. 
El año pasado se robaron 85 vehículos en el Distrito Oeste, mientras que hasta noviembre pasado la cifra era de 26.  
Según Dávila, existen “lugares preferidos por los delincuentes” y por lo general son las zonas céntricas donde hay mayor afluencia de personas.
“La falta de áreas específicas para parqueos, obliga a los conductores a dejar sus vehículos en las calles, lo cual da facilidad para que sean robados”, comentó. 
El agente afirmó que los carros preferidos por la delincuencia son los de marcas Chevrolet y Mazda. 
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala