Actualizado hace: 61 días 7 horas 6 minutos
Alemania
Protestas en la cumbre del G20

Los disturbios empañaron por segundo día consecutivo la cumbre del G20 en Hamburgo.

Sábado 08 Julio 2017 | 04:00

 Carros ardiendo, 159 policías heridos, jóvenes encapuchados enfrentándose a vehículos antidisturbios, lanzamiento de cócteles molotov y agentes tratando de dispersar a los alborotadores eran las imágenes del día, en contraste con el correcto primer cara a cara del presidente estadounidense, Donald Trump, y el ruso, Vladímir Putin.

Las manifestaciones violentas contra la cumbre son “inaceptables”, condenó la canciller alemana, Angela Merkel, en una comparecencia al término de las reuniones plenarias y lamentó las agresiones sufridas por agentes policiales.
Esto ocurrió mientras los mandatarios se reunían.
La lucha contra el terrorismo yihadista unió a los líderes del G20, comprometidos a cooperar para cortar sus vías de financiación y compartir información para mejorar la seguridad. Merkel apuntó que el intercambio de información ha de “intensificarse”, que la coordinación para detectar la financiación de este fenómeno debe “mejorarse” y que tiene que eliminarse cuanto antes todo el contenido en internet que promueve la radicalización y el terrorismo, a lo que se comprometieron los líderes.
Acuerdos. Trump y Putin acordaron ayer, en su primer cara a cara, una tregua para el suroeste de Siria y decidieron abrir un canal bilateral de comunicación para discutir sobre el conflicto en Ucrania. 
Trump aseguró, cuando se dejó pasar a los medios unos minutos a la sala de la cita bilateral, que era un “honor” reunirse con el presidente ruso, y Putin dijo sentirse “encantado” de entrevistarse por fin en persona con su homólogo estadounidense.
Su apretón de manos, frente a los que han dado tanto que hablar en los primeros encuentros de Trump con líderes internacionales, fue neutro, firme, pero breve.
Trump también se reunió con el presidente de México, Enrique Peña Nieto, una cita calificada de “constructiva” por la parte latinoamericana a pesar de que el muro fronterizo volvió a sobrevolar las relaciones bilaterales y después de cinco meses de que Peña cancelara la visita a EE.UU. por el tema del muro.
Los medios gráficos ya salían de la sala para dejar a solas a las dos delegaciones cuando una corresponsal preguntó a Trump si seguía queriendo “que México pague el muro”.
“Totalmente”, fue la respuesta del estadounidense. 
 
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala

Más noticias