Actualizado hace: 47 minutos
Por un mejor año
Por un mejor año
Por: Alfonso Delgado
[email protected]

Miércoles 04 Enero 2017 | 04:00

En nuestro comentario anterior terminábamos diciendo que, por el atropello a todas las libertades y a los derechos ciudadanos, la tradicional quema de los monigotes representando al año que se va, se lleve por siempre todo lo malo y que el inicio del 2017 sea el preámbulo de un año mejor, con el inicio de un nuevo Gobierno que augure mejores tiempos para este país.

Todos los años se hace el mismo vaticinio, por el deseo que a todos embarga por mejores días, sobre todo ahora que terminó un año de tanta tragedia y malos momentos por los que se ha pasado, por un terremoto que cambió la vida de los ecuatorianos, principalmente de Manabí y Esmeraldas; por una situación económica a la que se ha llegado por la baja en el precio del petróleo y por las medidas y acciones adoptadas por el Ejecutivo con mando absolutista; por la falta de control y de fiscalización, dando oportunidad a tanta corrupción y gasto desmedido en el manejo de los fondos públicos; por la falta de respeto y consideraciones a esas libertades y derechos ciudadanos; en fin, por esa cacareada aplicación de la tal Revolución que no es del siglo XXI, sino de muchos siglos atrás cuando primaba esa voluntad individual y absolutista, por la que los pueblos se levantaron y se llegó a la democracia que es por la que se debe seguir luchando.
En febrero próximo se realizarán las elecciones para el cambio del Ejecutivo y el Legislativo; y, de acuerdo a lo que se ve y a lo que se aprecia, por el desgaste gubernamental y de los candidatos oficialistas, habrá una segunda vuelta en la que se presume la unidad de la oposición, la que por ambiciones mezquinas no se operó desde el comienzo, pero que, finalmente, llevará al triunfo de ese candidato opositor y con ello se asegurarían los cambios de leyes, reglamentos y sistemas que tanto daño han hecho a este Ecuador de todos y por el que todos debemos pararnos firmes y decir como Sixto Durán Ballén “ni un paso atrás”. Vamos adelante. Y que los corruptos y encubridores sean ajusticiados.
No es cuestión de rememorar la partidocracia ni de insistir en la Revolución Ciudadana. Lo que se necesita es de la unión de todos; de permitir la opinión y las libertades públicas; de garantizar la libertad de prensa; de prescindir de los alza manos; y de manera general, vivir en una amplia democracia y de respeto a propios y extraños, sin intromisión de ideologías ni personalidades de afuera. Porque es una necesidad imperiosa la recuperación de la ética y de la transparencia en la gobernabilidad.
Lo cierto es que el 2017 está llamado a ser un año especial y decisivo para el avance y desarrollo de este país, que en gran parte está supeditado al resultado electoral próximo, en el que el pueblo, si no hay trampas ni manipulaciones, tendrá que escoger en las urnas ese verdadero cambio por el que siempre lucharon nuestros próceres. Porque este país requiere tener presidentes ilustres como lo fueron Eloy Alfaro, Galo Plaza, Velasco Ibarra, Jaime Roldos, Sixto Durán Ballén y otros, que dieron prestigio a esta posición de elección popular.
 
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala

Recomendadas para ti:

Más opiniones: