Actualizado hace: 8 horas 48 minutos
Santo Domingo
El río Pove “agoniza”

Aescasos metros de su nacimiento, cerca del bioparque Kasama, el río Pove empieza a perder de a poco su vida.

Jueves 14 Julio 2016 | 08:00

Las industrias que se ubican en las cercanías del afluente y las aguas servidas que se descargan en su cauce por la falta de alcantarillado sanitario, son, según la dirección provincial del Ministerio de Ambiente (MAE), las causas de su contaminación. 

El Pove lidera la lista de los ríos más contaminados de Santo Domingo. Los datos del 2010 de la dirección de Ambiente del Municipio indicaban que sus aguas tenían una contaminación del 80 por ciento.
“En los últimos 30 años la contaminación ha sido a gran escala debido al aumento poblacional, antes de esto era a pequeña escala y el río podía recuperarse por sí solo”, aseguró Julio Sánchez, director del MAE en Santo Domingo de los Tsáchilas. 
Al menos 1.600 personas viven en las orillas del Pove. 
De norte a sur. El caudal de uno de los ríos más populares de Santo Domingo atraviesa de norte a sur la ciudad y su extensión estimada es de 10 kilómetros. Nace en el bioparque Kasama y se extiende hasta un kilómetro antes de llegar a la comuna tsáchila Chigüilpe, donde se une con el estero Code y el río Verde (que también arrastran las aguas servidas de Santo Domingo) formando el río Chigüilpe.
Sánchez dice que sumándose a las aguas residuales,  el Pove también es contaminado desde el kilómetro tres de la vía a Quevedo por la ganadería, la porcicultura y las granjas avícolas. 
Para Rodrigo Solano, ingeniero de profesión, la presencia de mercurio en las aguas del Pove se debe al alto uso de pesticidas y químicos, “el mercurio mata flora y fauna”.
“La gente que consume peces del afluente o el agua puede sufrir de cáncer, incluso ocho generaciones después la contaminación perdura”, dice Solano.
Las industrias, según el experto, “son las que más producen este tipo de metales”.
Un proyecto. Según el MAE, desde el 2013 mensualmente levanta al menos un informe sobre la contaminación del río Pove que termina en multas económicas que van desde los 7.000 a 80 mil dólares.
El Municipio también ha sido multado por las descargas domiciliarias.
Jorge Nicolalde, coordinador de Infraestructura del cabildo, informó que en el tercer trimestre de este año se pondrá en marcha un proyecto para la recuperación del río que incluye varias piscinas de oxidación que estarán ubicadas al término del mismo.
Pero para el director del MAE la biorremediación del Pove tras el proyecto del Municipio tardará al menos 5 años para mostrar resultados significativos. 
Para revivirlo se usarán pelotas de arcilla con microorganismos en el fondo del caudal. 
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala