Actualizado hace: 2 horas 1 minuto
Mes del Manabitismo
Las familias con varios hijos son “cosa del ayer”

Mayita Vera, oriunda de Portoviejo, ha dado a luz trece hijos, todos en parto normal y en su casa. Ella no es parte de las estadísticas del Instituto Ecuatoriano de Estadísticas y Censo (INEC), que señala que el promedio de hijos en un hogar es dos.

Sábado 21 Junio 2014 | 04:00

Hasta mediados del siglo pasado era común que los hogares tengan 4 o 5 hijos. Y hay familias de antaño que llegaron a tener hasta 15 y 18 hijos.
 
Mayita cuenta que gracias al número de integrantes en su familia, casi nunca está sola, “únicamente cuando los niños se van a estudiar”.  Ella tiene problemas de ceguera y sus vástagos la cuidan. 
Ellos viven en Mejía de Picoazá. Otro de los casos de familias grandes es el de Martha Peña, quien recuerda que tenía 10 tíos. Sin embargo, Martha, de 60 años, no siguió el ejemplo de su abuela y con su esposo decidieron tener únicamente dos hijos a los que puedan mantener. 
Es así como las parejas manabitas cada vez quieren tener menos hijos. Uno de ellos es Renato García, quien tiene entre sus planes criar sólo a dos hijos, cifra que piensa es ideal por su situación económica.
Esta reacción no solo la tiene García. Nila Plaza, economista, la comparte. Ella piensa que muchas familias numerosas, al no tener un lugar adecuado dónde habitar, optan por vivir en hacinamiento. “Esto no es parte del buen vivir”, dice.
Otros optan por vivir cómodamente con una familia integrada por cuatro a cinco personas. “Los padres deben gastar en vestimenta, estudios, salud y a muchos no les alcanza”, comenta Plaza.
Otro de los factores que inciden para que las familias reduzcan la cantidad de integrantes, según la economista, son las ganas de superarse en el ámbito educativo. 
“A veces los dos quieren estudiar en el extranjero y superarse, y los hijos los retienen. Por eso optan por tener solo uno o dos”, explica.
A nivel sociológico, Raúl Muñoz piensa que los tiempos han cambiado porque va de la mano con el estudio. Agrega que ahora la educación y la cultura han variado, pues, anteriormente se tenía la mentalidad de que el que tenía más hijos era más macho.  
El Ministerio de Salud, como parte de contribuir con la planificación familiar, brinda gratuitamente atención a las mujeres que deseen un método anticonceptivo para así evitar embarazos no deseados. 
Para Muñoz, gracias a esta educación se ha logrado que las familia tengan menos integrantes y se tenga más conciencia social.
 
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala