Un accidente con suerte ocurrió esta tarde en Portoviejo. Una volqueta que circulaba con dirección a la parroquia Picoazá, justo pasando el redondel de la ciudadela Los Cerezos, perdió una llanta y quedó balde inclinado hacia un lado.

El hecho ocurrió hace pocos minutos. Al automotor se le salió uno de sus ejes y por ende la rueda salió disparada. Eso casi ocasiona un vuelco.

Toda la información en nuestra edición impresa de mañana miércoles 8 de septiembre. Recuerde comprar nuestro diario todos los días.