La comandante del Cuerpo de Bomberos de Portoviejo, Ingrid Saltos, informó que peritos del Cuerpo de Bomberos de Guayaquil estarán mañana lunes en la ciudad para inspeccionar la bodega donde se registró el incendio la noche del viernes y poder determinar las causas del flagelo.

La funcionaria señaló que la bodega no tenía permisos de funcionamiento ni sistemas contra incendios.

Desmintió que los carros bomberiles se hayan quedado sin gasolina y sin agua, como afirmó un morador, y dijo que estuvieron abastecidos con tanqueros de la entidad, del Municipip y del Gobierno Provincial y de un hidrante cercano, lo que permitió controlar el fuego, no extinguirlo, hasta horas después con la ayuda de los casacas rojas de otros cantones.

Añadió que el pedido a Guayaquil obedece a que ellos no cuentan con peritos para este tipo de incendios.