|
Vida & Tendencias
Una guía para enseñar finanzas a los pequeños
Martes 08 Septiembre 2020 | 11:29

Ahora que los niños están en casa, este tiempo puede ser aprovechado para enseñarles buenos hábitos financieros.

 Existen varios métodos y herramientas digitales infantiles que ayudan a desarrollar habilidades para el manejo adecuado del dinero. Con el fin de apoyar en esta labor a los padres de familia, el Programa de Educación Financiera de Produbanco, comparte recomendaciones importantes y prácticas para introducir y fomentar el ahorro desde la niñez, apoyándose en la tecnología y prácticas cotidianas. 

 
“Generar el sentido de educación financiera y ahorro desde edades tempranas es importante para el desarrollo de finanzas saludables. Los hábitos que se enseñen a los niños generará la toma de decisiones financieras correctas en el futuro. Por eso, se deben buscar los espacios adecuados y los momentos libres como las vacaciones son ideales para este objetivo. Lo más aconsejable es poner en práctica temas como el ahorro, planificación y manejo de gastos en sus actividades diarias”, explica Elizabeth Arellano, ejecutiva del programa de Educación Financiera de Produbanco.
  • Iniciar con actividades cotidianas: La idea es involucrar a los niños en tareas diarias que se relacionan al manejo del dinero. Por ejemplo, se pueden promover retos de ahorro en el hogar que les permita obtener recompensas monetarias. Podrían estar enfocados a reducir el consumo de luz o agua y dependiendo de lo logrado, los niños obtendrían un premio en efectivo, incluso podría ser el valor que se disminuyó en la planilla de estos servicios. A la vez que aprenden a cuidar los recursos, entienden la importancia del ahorro y le darán el valor al dinero que reciben. 


  • Jugar a ser: El objetivo es que el niño experimente directamente las obligaciones financieras que tiene un adulto. Para ello, ponerlo en el papel de un bombero, doctor o profesora, cumpliendo actividades que requieren dinero puede ayudar a crear un sentido más real de la necesidad de este recurso y su valor. 


  • Usar la tecnología como aliado: Existen herramientas digitales especializadas en niños y en el manejo de las finanzas. Estas plataformas brindan conceptos básicos financieros y promueven ejercicios prácticos para implementarlos en el día a día, las cuales ayudan a fomentar el ahorro, la planificación y un buen manejo de los gastos. Sin embargo, es importante siempre tener el acompañamiento de los padres para asegurar un buen uso de las mismas. Se recomienda elegir la aplicación que tenga mejores reseñas o que sea respaldada por alguna institución financiera.


  • Juegos que promuevan la disciplina: Es importante que el niño practique juegos que le ayuden a ser disciplinado, un valor básico en el control de los gastos. Existen varias alternativas, generalmente deben contar con reglas y pasos como: Simón Manda a Decir o bingo familiar.   


  • Plantearse metas en conjunto: Definir un objetivo o meta para alzarlo en conjunto también ayuda a fomentar buenos hábitos financieros. Puede ser una meta sencilla como comprar un juguete soñado o algo más grande que necesiten como una computadora o un videojuego. Luego de definir la meta, deben elaborar un presupuesto en donde deberán constar el dinero que reciben de sus padres periódicamente, sus gastos habituales y en el tiempo que les llevará reunir el valor necesario. Además, en este rubro se puede considerar las recompensas por lograr acciones de ahorro. De esta manera, el niño aprende a controlar sus gastos para cumplir metas a largo plazo. 


  • Motivar la creatividad: Aprender no debe ser sinónimo de aburrido, por lo que es importante que los niños lleven este proceso de manera divertida. Se los puede motivar mediante el juego y la creatividad, armando una alcancía para que comiencen a ahorrar y cumplan sus metas financieras, creando juegos en familia, viendo videos que los ilustren y usando plataformas digitales.