Una fiesta registrada el pasado domingo en una vivienda de Portoviejo despertó críticas de la ciudadanía.

El evento con música en vivo y varios invitados se desarrolló, en medio de la pandemia de COVID-19, para celebrar que la modelo manabita Valeria Mosquera alcanzó el millón de seguidores en su página de Facebook (La Mosquera).

Todo quedó registrado en fotos y vídeos que ella y otros influencers publicaron en sus redes sociales.

La rubia dijo a este medio que lo que hubo “solo fue una reunión que terminó a las 19h00, porque a las 20h00 iniciaba el toque de queda”.

Además aseguró que en la cita estuvieron presentes únicamente las personas con las que mantiene contacto por trabajo.

Diversos ciudadanos, a través de redes y denuncias radiales, cuestionaron el evento y pidieron acción por parte de las autoridades, ya que las reuniones sociales con más de 10 personas están prohibidas en la capital manabita.

La modelo y diseñadora indica que recibió un llamado de atención del municipio de Portoviejo, y que en su evento hubo 15 personas.

Desde la dirección de Comunicación del municipio de Portoviejo se informó que personal de Control Territorial detectó días atrás “una reunión que incumplía las disposiciones vigentes y se procedió a la clausura de la reunión y el inicio del proceso administrativo correspondiente contra el propietario del inmueble para la aplicación de la sanción”.