Actualizado hace: 27 minutos
Ínfimos precios agrícolas
Ínfimos precios agrícolas
Por: Alfredo Saltos Guale

Sábado 20 Febrero 2021 | 17:56

 Es inexplicable que en Latinoamérica las colectividades no luchen por un mejor trato a las cosechas agrícolas, tanto que ni siquiera forma parte privilegiada en la agenda de los políticos que aspiran a llegar al poder o que ya lo ejercen, a diferencia de sociedades más avanzadas como la Unión Europea, donde todos los elementos que integran lo agrario, al unísono, se expresan a favor de los cultivadores  del campo, posición que se manifiesta en la promulgación de leyes nacionales o regulaciones comunitarias en que el bienestar campesino es el eje de las acciones políticas, así tengan que invertir ingentes porciones presupuestaria para conseguirlo, asumiendo justificados subsidios que en nuestro medio son malas palabras.

Vale destacar la posición de la coalición socialista cogobernante española, que ha culminado la promulgación de una ley que prohíbe se pague a los agricultores y ganaderos valores por debajo del costo de producción de los productos que integran la canasta agropecuaria, so pena de sufrir fuertes sanciones para las personas naturales o jurídicas  que irrespeten la medida, que no termina de ser aceptada por todos los ciudadanos españoles; aun cuando el criterio entre izquierdistas y derechistas es unánime, que son injustos los precios que reciben los granjeros, en comparación con lo que facturan los autoservicios o supermercados españoles.
Hay que tener presente, no se trata de fijar un precio mínimo oficial de obligatorio cumplimiento, sino que se establece un diálogo directo entre los finqueros y las empresas comercializadoras en que negocian y acuerdan niveles de pago, en el entendido que jamás estarán dentro de umbrales de pérdida o que sean inferiores a lo que le cuesta al agricultor producirlos; es decir, se consagra el  principio que ningún sembrador podrá trabajar a pérdida, por el contrario, debe tener siempre una cómoda utilidad luego de haber cubierto sin desmedro alguno, todo lo que le ha significado llevar exitosamente un cultivo o un hato ganadero, desde el inicio hasta la salida al mercado o a venta al intermediario.
Algunos productos agrícolas y ganaderos en nuestro país, están sujetos a un precio oficial, aun cuando muy rara vez es honrado por toda la cadena de intermediación, sufragándose por ellos valores menores, con retraso, causando pérdidas y frustración campesina que termina por desalentar a todos y a abandonar las parcelas, con impacto a toda la nación por la baja en la producción y en la escasez alimenticia. 
 
Alfredo Saltos Guale
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala

Recomendadas para ti:

Más opiniones: