Actualizado hace: 1 hora 18 minutos
Los Ríos
“No venimos a destruir lo pasado, venimos a mejorar”

Alfons Teixidor afirma que desde que llegó a Quevedo, hace diez años, notó que la ciudad tiene potencial para crecer y por eso decidió quedarse.

Miércoles 20 Marzo 2019 | 12:02

Este empresario, de 53 años, es ingeniero mecánico de profesión y esta es la primera vez que participa por un cargo de elección popular en Ecuador. 

Teixidor es candidato a la alcaldía de Quevedo por el Movimiento Ecuatoriano Unido, lista 4. 
El Río. ¿Cuál cree usted que es principal problema que tiene la ciudad?
Alfons Teixidor. El problema que tenemos es que nuestros mandantes no hacen nada por Quevedo. Creo que si todos pusieran su granito de arena tendríamos de todo, pero hacer obras sin sentido ha hecho que Quevedo esté como esté.
ER. ¿Cómo solucionar el deficiente servicio de agua potable? 
A.T. Nosotros estamos trabajando para dejar definido el agua potable para 50 años sin problemas. Hay que cambiar tuberías y no coger agua el río Calope, sino ir a la represa Daule Peripa. El agua el río Calope está contaminada por el mercurio que existe en este río de acuerdo a estudios que han hecho.
ER. El alcantarillado es otro problema que aqueja a varias zonas de la ciudad. ¿Cuál es su propuesta ante esta necesidad? 
A.T. Habrá que hacer estudios para saber el estado del alcantarillado. Hay inversionistas con los que se ha hablado sobre proyectos de alcantarillado y agua potable para las zonas que no cuentan con esto.
ER. ¿Cómo solucionará el problema de la basura? 
A.T. Estamos recogiendo la basura de todos los alrededores y eso hay que arreglarlo, cada municipio tiene que tener su basura. Una vez hecho eso, vamos a trabajar en un sistema para convertirla en energía. También se ha hablado con inversionistas para eso.
ER. ¿Hará actualización del catastro para que todos paguen el impuesto? 
A.T. Yo creo que cada quien tiene que pagar lo que le corresponde, pero hay que ver los avalúos cómo están. 
Hay subidas que no son lógicas, hay que ver qué se ha hecho. Si están muy altos (las tarifas) hay que bajarlos, y si están bajos, hay que subirlos.
ER. ¿Qué importancia tiene en su propuesta el fomento del turismo?
A.T. Muchísima. Vengo de una tierra de uvas, de naranjas, donde hay empresas que tienen una zona adecuada para el turismo. Por ejemplo, la gente llega y observa cómo pisan las uvas para hacer vino, allí hay una pequeña bodega donde los visitantes compran su vino y se lo llevan. ¿Por qué no lo hacemos así con productos como el banano o el cacao? 
El agroturismo es algo esencial. He tenido reuniones con empresarios para hacer este trabajo, además de un río navegable.
ER. ¿A qué nivel bajará la carga burocrática o no despedirá a nadie?
A.T. Es un tema que no puedo tocarlo, no sé que hace cada persona; meterme en casa ajena ahora es hablar de cosas que no sé. No tengo a nadie detrás que me apoye, así que no tengo  obligaciones con nadie, si tengo que ir al municipio voy solo con mis concejales.
ER. ¿Cómo acabará con el desorden del comercio informal de Quevedo? 
A.T. Hay que saber de qué espacios dispone el municipio para ubicarlos y plantearles las propuestas que haya. Hay que hablar con los comerciantes para saber dónde se sienten cómodos. 
Yo no puedo ir con un látigo y decirles que los voy a meter a todos en un malecón. Si conversamos, si dialogamos y no los dejamos solos, la gente sí hace las cosas.
ER. ¿Cómo atraerá la inversión privada a Quevedo?
A.T. Lo primero que tengo que hacer es convencerlos otra vez, porque ya vinieron para invertir en iluminación, dar trabajo, agua potable; ellos vinieron con un proyecto, lo que pasa es que se les pidió el 20% de comisión y se fueron. 
Ellos tienen que volver a confiar, la gente inversionista viene con dinero para trabajar con gente y empresas de Quevedo, entonces las ideas están, lo que pasa es que no están motivados en venir a Quevedo porque siempre hay que dar alguna cosa.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala