Actualizado hace: 5 minutos
El tatuaje delató a un asesino

Un tatuaje delató a José M., quien recibió una sentencia de 22 años de prisión por un asesinato.

Martes 04 Julio 2017 | 04:00

Un testigo, aunque no vio su rostro, logró reconocerlo como autor de un asesinato al observar el tatuaje de un escorpión que tenía en la mano izquierda. 

Esa marca se convirtió en la clave de una investigación para resolver el crimen de Washington Mendoza, quien  fue asesinado el martes 22 de noviembre del 2016 en el barrio Los Ángeles.
El fiscal César Suárez Pilay informó que por el tatuaje lograron dar con el paradero del procesado, y la semana pasada fue sentenciado en un juicio que duró 13 horas. 
El hombre cumple la condena en una cárcel de máxima seguridad en Guayaquil. 
Suárez explicó que la muerte de Mendoza ocurrió durante una balacera, cuando varios hombres pretendían asesinar a otra persona por un problema de drogas. 
 
Otros implicados. Mendoza fue una víctima inocente. Había llegado a su hogar en una camioneta que usaba para vender  agua en bidón, y al comenzar la balacera salió a la calle a tratar de proteger a su hija. “Fue alcanzado por una bala y murió camino al hospital”, agregó el fiscal.
El funcionario explicó que un testigo vio cuando el criminal, que iba en un carro, sacó sus manos por la ventana para disparar y en ese momento se percató del tatuaje. 
“Con esa pista iniciamos la investigación, el testigo rindió su versión y al final el procesado fue delatado por su tatuaje cuando mostró las manos para decir que era inocente”, reveló el fiscal.
El tatuaje tiene forma de escorpión, surge desde el brazo y termina en el dorso de la mano izquierda. 
En la Fiscalía se informó que hay otras siete personas implicadas en la muerte de Mendoza, pero están prófugas.
Los involucrados tienen auto de llamamiento a juicio por el delito de asesinato y todos tienen boleta de captura. Algunos tienen antecedentes penales, se informó en la Policía.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala