Actualizado hace: 14 minutos
Proyecto
Habrá mesas de diálogos por expropiaciones en el centro de Portoviejo

A 90 días de tener la consultoría y sin estudios de sismicidad, el Municipio ratifica que expropiará tres cuadras para construir un centro comercial.

Domingo 10 Julio 2016 | 10:00

Son 80 predios ubicados en las manzanas entre las calles Alajuela y Francisco de P. Moreira, desde la avenida Manabí hasta la calle Olmedo, que serán expropiados para implantar el proyecto “sistema de centros comerciales”, cuyos estudios fueron contratados por el GAD con la consultora guayaquileña Tecnotrust por 362.000 dólares.

“Pero aún no se determina el financiamiento, eso será luego de la expropiación”, dijo Xavier Ordóñez, director general de Planificación y Gestión, mientras que Gregory Franco, director general de Desarrollo Económico, ante la pregunta de por qué no se contempló construir centros comerciales en sitios diferentes, argumentó que “varios emplazamientos implican una competencia y a la larga uno de ellos fracasa”.
Es más, recalcó que “si se traslada a otro sitio el comercio, el centro de la ciudad será un lugar fantasma”. 
Agregó que “el estudio, para que sea exitoso, determina que sea en esa zona porque no queremos que se convierta en un elefante blanco y fenezca rápidamente en el tiempo”.
Ordóñez se refirió a las alternativas que tenían: “por el terminal terrestre, terreno de Senagua, Picoazá, sobre la Pedro Gual y 18 de Octubre, Las Vegas y donde está el mercado No. 2.
De su parte Germán Gallegos, representante de la consultora, dijo que el 95,6 por ciento de los comerciantes entrevistados aprueban el proyecto, de una muestra de tan solo 68 comerciantes que será ampliada para el estudio final. 
Y Franco dijo que “están en etapa de diagnóstico y prefactibilidad”.
Sismicidad. El proyecto, que se indica será de tres bloques de dos plantas, con parqueadero para 320 vehículos, no cuenta con los estudios de sismicidad que el Municipio contrató con Hugo Yépez y que estarán listos en unos 6 meses, según anuncios anteriores de los mismos funcionarios municipales.
A esto Ordóñez dijo que en función de la característica del suelo “se genera la aplicabilidad en ingeniería por lo que el centro comercial se proyecta con un máximo de dos plantas”.
Y tanto él como el consultor indicaron que “cuando esté lista la consultoría del centro comercial, en 3 meses, tendrán los estudios de suelo que determinen los niveles de sismicidad de las tres manzanas.
Preocupación. La noche del jueves varios comerciantes se reunieron con el alcalde Agustín Casanova, quien según Saúl Morales, propietario de uno de los edificios de la zona en conflicto, les dijo que no se preocupen porque no les van a expropiar, pero añadió, “sabemos que eso no se va a dar porque el alcalde ya decidió”.
Al conocer la socialización del proyecto con los medios de comunicación, en el que los funcionarios ratificaron que el sitio no cambiará porque tras el terremoto desecharon otras opciones, Morales y varios vecinos dijeron sentirse engañados.
Franco dijo en la reunión con los comunicadores que se reunieron con los afectados y van a “establecer estrategias para que existan compensaciones porque ellos también quieren ser parte de ese proyecto”.
Pero los posibles afectados indicaron que eso no fue lo que les dijo el alcalde y que ellos no han aceptado negociación alguna. 
Edita Cobeña, que tiene una casa donde alquila un local comercial, dijo que vive allí desde hace 30 años y si expropian su casa “me muero, ya ando mal, esto es un tsunami. Si el terremoto no nos hizo morir, esto nos tumba y nos acaba”.
Verónica Cárdenas, que con sus hermanas maneja el negocio que fue de su padre, Comercial El Cóndor, dijo que esto les ha causado un daño psicológico tremendo, además de la afectación del terremoto.  
“No entiendo esto de sacar de sus negocios a comerciantes para traer a otros comerciantes habiendo tantos lugares donde desarrollar este proyecto”, indicó.
Rita Martínez tampoco acepta que su casa vaya a ser expropiada. Está avaluada en 220.000 dólares y es el fruto de años de trabajo y de su jubilación. “Nadie compra al precio que es, esto es lo que me permite subsistir”, recalcó.
Catastro. En las tres manzanas a expropiar hay edificios que no sufrieron daños en el terremoto y terrenos donde se cayeron edificaciones. 
Ordóñez ratificó que “son 80 predios identificados y se está haciendo el análisis con catastro para actualizar el avalúo porque hay casos en los que solo hay terreno”, por lo que aún no se puede adelantar cuál será el monto a pagar en expropiaciones. 
“Pero no le va a costar ni al municipio ni al ciudadano porque tienen fuentes de repago directas, son 1.200 comerciantes los que lo ocuparán”, añadió.
Dijo que entre los interesados están los bancos del Pacífico y Solidario. Lo que no costará sería el coliseo Eloy Alfaro porque al ser estatal el Gobierno lo donaría para el proyecto, adelantó.
Concejales. Entre algunos concejales también hay dudas. Bella Lucas dijo que “se ha corrido un rumor porque no tenemos nosotros ni la menor idea de expropiar a nadie, lo que sí queremos es que haya las torres para acoger a los comerciantes, pero no se va a expropiar a todos, el objetivo es que de una dependencia pública a otra nos traspasen bienes, como el coliseo Eloy Alfaro”. 
El edil Miguel Roldán señaló que “es normal la preocupación de los señores que tienen las edificaciones en ese sector, pero se están sobredimensionando las cosas porque la consultoría no arroja los resultados y, está sujeta a cambios”. 
Agregó que en primera instancia lo más seguro es el coliseo Eloy Alfaro, que tiene 1,5 hectáreas y necesitan tres para implantar el proyecto para los informales y habría que hacer una sociedad público privada en la que el Municipio pone el terreno y ellos financian la construcción.
Y mientras se mantienen las diferencias entre los dueños de los predios y el Municipio, en la avenida Alajuela y calles vecinas, los comerciantes autónomos esperan que el proyecto arranque.
Eduardo Martínez, dirigente de los informales, dijo que genera expectativas el proyecto porque al fin podrán contar con algo propio y digno para ejercer su actividad y que podrán pagar en varios años. 
Manabí. El terremoto cambió la realidad del comercio en algunos lugares. En la parroquia Calderón de Portoviejo, por ejemplo, el mercado se cayó y el Municipio gestiona un crédito ante el Banco de Desarrollo para construir un nuevo centro de abastos.  
Bolívar. En el cantón Bolívar se están haciendo los estudios de suelo por parte de una consultoría para la construcción del nuevo mercado municipal, informó Carlos Intriago, director municipal de Obras Públicas. 
Manifestó que tienen previsto que este sea construido en la avenida San Lorenzo, ya que en el lugar donde estaba la infraestructura que colapsó luego del terremoto es muy reducido para ubicar a todos los comerciantes.
Indicó que parte del mercado estaba asegurado, por lo que están haciendo la gestión ante el Banco del Estado para financiar la contraparte de la obra.
“En un mes o mes y medio esperamos contar con los resultados de los estudios para poder proceder al proceso de contratación del nuevo mercado”, recalcó el funcionario.
Chone. Gestiones ante el Banco de Desarrollo realiza el Municipio de Chone para la construcción de un nuevo centro comercial, aunque la estructura del actual será reacondicionada hasta que se logre conseguir dichos recursos, explicó el alcalde Deyton Alcívar.
Indicó que el pasado terremoto afectó algunas áreas de la parte alta.
Alcívar manifestó que los comerciantes del patio de comidas que estaban ubicados en el primer piso alto del centro comercial, ahora se encuentran trabajando en las afueras del mercado, ya que por seguridad no se ha permitido que suban para precautelar el bienestar de ellos. Mientras, el área de verduras, mariscos y carnes labora con normalidad en el mismo lugar.
El alcalde dijo que los trabajos de recuperación de la actual estructura se harán primero, y se está haciendo el proyecto para presentar ante el BDE para la construcción de uno nuevo.
Aseguró que el nuevo centro comercial estará ubicado en un lugar donde haya vías de fácil circulación, con todas las comodidades de una gran ciudad.

 

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala