Actualizado hace: 4 horas 44 minutos
Nueve comunidades
Recintos ponen en duda ser de Manabí

Nueve comunidades plantearán una demanda a Manabí por abandono. Y aspiran a pertenecer a Santo Domingo de los Tsáchilas.

Lunes 18 Enero 2016 | 04:00

Los recintos 2 de Agosto, Bananeras Ecuatorianas, Marina 1, Marina 2, San Juan, La Valencia, La Y, El Paraíso del Pupusá y El Rosario fueron delimitados a la provincia de Manabí en 1967.  

Hoy, casi cinco décadas después, sus pobladores aseguran que de la provincia costera “no han recibido nada”.
Oswaldo Guambuguete vive en El Paraíso del Pupusá, comunidad donde habitan al menos 100 familias y que se ubica a 90 minutos de El Carmen de Manabí y a 15 de Puerto Limón, parroquia de Santo Domingo.
En el recinto se han recogido 150 firmas que están anexadas en los documentos de la demanda. Las razones las expone el poblador: “Las autoridades de Manabí no han asistido a las tres reuniones convocadas por la Secretaría de Gestión de la Política en Quito para entablar un acercamiento en busca de resolver el conflicto”. 
A unos cuantos kilómetros de ahí, en el recinto El Rosario, la historia es similar. Sus habitantes, al igual que los del resto de comunidades involucradas, pagan sus impuestos prediales en Santo Domingo pese a que, de acuerdo con los mapas, serían tierras manabitas. Javier Macías, su presidente,  indicó que desde el año 1967 han sido “abandonados y desconocidos, a pesar de que estamos delimitados”. 
Respuestas. Ignacio Mendoza, director de límites del Gobierno Provincial de Manabí, afirmó no saber a  qué tipo de reuniones se refieren que no han asistido: “En las reuniones oficiales -en todas- ha estado el Gobierno Provincial”.
Aseguró que “si bien es responsabilidad del Gobierno Provincial llegar hasta el último rincón del sector rural con sus competencias, tampoco es que dispone de toda la infraestructura para pensar que inmediatamente se puede atender todos los problemas”.
Recalcó que de todas formas ya se ha llegado a un acuerdo y que es solo cuestión de tiempo para que la maquinaria cumpla lo que tiene que hacer.
Sin embargo, en las comunidades desconocen las obras de las que habla Mendoza, e insisten en que están abandonados desde hace medio siglo. Que en El Paraíso del Pupusá lo único otorgado por Manabí es la partida de dos docentes de la única escuela del sector. Mientras que el Municipio de Santo Domingo construyó hace algunos meses una batería sanitaria y la Prefectura tsáchila les dotó de 40 volquetadas de material para el arreglo de la vía.
El funcionario dijo que en cuanto al malestar existente en La Valencia, Dos de Agosto, Carlos Julio Arosemena y El Rosario “estamos conscientes de su reclamo con todo el derecho que les asiste y en corto plazo será superado”.
Informó que con el Municipio de El Carmen se está coordinando para las nuevas tres parroquias que tendrá, no solo en La Manga del Cura, sino en la futura parroquia La Bramadora, que en su configuración o límites espera que la conformen esas poblaciones que hoy se sienten desatendidas.
En cuanto a los límites con Santo Domingo, él recalcó que es legal y por lo tanto eso no puede estar sometido al criterio de una persona o dirigente queriendo que ciertas tierras no pertenezcan a Manabí.
“Estamos haciendo lo necesario para que sean debidamente atendidos por el Gobierno Provincial en coordinación con el municipio”, expresó Mendoza. A su vez recordó que lo que ellos reclaman es justo, pero lo que no es correcto es que pretendan convencer a la población que tienen que irse a otro lado, porque es una cuestión de coordinación.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala