Actualizado hace: 3 horas 15 minutos
Crónicas antediluvianas de jaser
Crónicas antediluvianas de jaser
Por: Bernardo Avellán Vélez
bernardoavellan1960@hotmail.com

Lunes 04 Enero 2016 | 04:00

“Era el año 84 de la vida de Noé, y Enós el nieto de Adán había muerto a la edad de 905 años. Cuando Noé contaba 179 años de su vida, Cainán el hijo de Enós, murió, y todos sus días fueron 910 años”. Así nos relata el libro hebreo de Jaser sobre la historiología de los patriarcas, haciendo una remembranza de la vida de los primeros padres de la humanidad.

El relato dice que Mahalalel, el hijo de Cainán, murió a los 895 y Jared, el hijo de Mahalalel, murió a los 962 años, y todos aquellos que siguieron al Dios de Noé JHVH murieron en esos días, antes que vieran el mal que iba a caer sobre la tierra.
Luego de un largo periodo de tiempo, en el año 480 de la vida de Noé, cuando todos sus antecesores habían muerto alejados del mundo de los hijos de Caín, sólo había quedado el venerable Matusalén (Rey- Sacerdote de una antigua tradición patriarcal), quien era abuelo de Noé.
Estos dos hombres que llegaron a convertirse en los redentores de aquella aciaga humanidad, se codearon con los mismos Arcángeles interventores de la tierra antes del Diluvio. Convirtiéndose en los mediadores de las almas que no conocían la Verdad Divina.
Noé y Matusalén transmitieron todas las palabras y mensajes del Dios verdadero a los hijos de los hombres, día tras día, por un lapso de 120 años. Pero los hijos de los hombres no querían escuchar sus mensajes, ni inclinar sus oídos a sus palabras. JHVH (Elohim) le había otorgado su longanimidad (periodo de gracia divina) con el fin de evitar la destrucción por agua.
En aquel tiempo, el todavía joven Noé se abstuvo de tomar esposa, para tener descendencia, porque él pensó: “Seguramente ahora el Todopoderoso destruirá la tierra; por esa razón, entonces tendré hijos”. Noé era un hombre justo, perfecto en su generación y JHVH lo escogió para levantar y construir un arca y ser salvo. Y El Señor dijo a Noé: “Toma para ti una esposa, y ten hijos, porque he visto tu rectitud delante de mí en esta generación. Y tú levantarás un arca y tus hijos entrarán contigo”, y Noé fue y tomó por esposa una hija de Enoc (Naamah) y ella era de 580 años de edad, y Noé de 498 años cuando se desposó con Naamah.
Naamah fue fecunda y dio a luz un hijo y llamó su nombre Jafhet, diciendo: “El Todopoderoso me ha aumentado en la tierra”; y ella estuvo encinta de nuevo y dio a luz un hijo y llamó su nombre Sem, diciendo: “El Todopoderoso me ha hecho un remanente, para levantar semilla en medio de la tierra”. 
La inundación llegó a los 600 años de la vida de Noé, pudiendo el patriarca vivir aun 350 años más, tiempo que permitió ver la construcción de Babel por su célebre nieto Nemrod, 100 años después del diluvio y vislumbrar la vida de sus descendientes hasta la 9° generación.
 
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala

Recomendadas para ti:

Más opiniones: