Actualizado hace: 1 hora 41 minutos
Tema del Día
La policía combate la corrupción en sus filas

El enfrentamiento a bala entre dos grupos de policías, hace un año, aceleró la autodepuración que lleva a cabo dicha institución.

Lunes 04 Enero 2016 | 08:00

Habían transcurrido 4 días del 2015 cuando por todo el país se difundió la noticia de la muerte de dos uniformados en la vía principal de la comunidad Las Piedras de la provincia de Esmeraldas.

¿Qué ocurrió?. Según la versión de la Policía, un grupo de agentes de Servicio Urbano trasladaba clandestinamente un cargamento de marihuana a bordo de un patrullero, pero fueron descubiertos por agentes del Grupo de Operaciones Especiales (GOE).
Esto dio origen a una balacera entre los uniformados, en la que perdieron la vida el entonces jefe del GOE de Esmeraldas, René Morales, y el policía Félix Gómez, indicaron los reportes en esa época.
Tras lo ocurrido, el Ministerio del Interior puso especial atención en la provincia de Esmeraldas.
A prueba. En Esmeraldas, semanas después, se realizaron  pruebas de confiabilidad, toxicología y del polígrafo a todos los agentes de la provincia.
El procedimiento se extendió luego a otros cuarteles policiales del país.
Durante las primeras pruebas 78 funcionarios de la Subzona Esmeraldas y 15 servidores de otros distritos del país fueron separados de la institución uniformada, en su mayoría por no haber aprobado las pruebas de confianza, informó en ese entonces el Ministerio del Interior.
Según comunicó la cartera de Estado, en ese primer grupo se evaluó a más de 600 policías. A 5 de ellos, que habían prestado sus servicios en Manabí, se los involucró en el robo del dinero de una avioneta mexicana que se estrelló en el cantón Pedernales en mayo del año 2012 (hecho que nunca fue admitido por las autoridades provinciales). Otros 22 uniformados presuntamente estaban involucrados en entregar información sensible a bandas del crimen organizado, indicaron las autoridades.
Según la Policía, durante el año 2013 de la institución se desvinculó a 208 agentes por causas como robos, extorsión, entre otros delitos; mientras que en el 2014, 377 funcionarios (incluidos un coronel, dos tenientes coroneles y un mayor de la Policía)  fueron dados de baja por actos de corrupción. 
Las cifras del 2015 han sido entregadas de manera parcial.
Malestar. Por las pruebas iniciadas en el 2015 por el Ministerio del Interior también hubo descontento por parte de los uniformados que fueron desvinculados.
De los 93 policías separados, 61 presentaron una acción de protección.
El Ministerio del Interior entregó el año pasado a la Fiscalía 14 expedientes para investigación de policías que fueron dados de baja (despedidos) de la institución, por su presunta participación en hechos delictivos.
Hace pocos días, agentes de asuntos internos detuvieron en Quito a tres policías que realizaban operativos ilegales en las carreteras para pedir coimas a los conductores que no tuvieran todos los documentos en regla.
En Manabí. En julio del 2015 en Portoviejo hubo dos aprehendidos luego del asalto a una mujer.
La sorpresa fue grande, dijeron en ese tiempo los agentes, al revisar los documentos de uno de los detenidos y descubrir que pertenecía a la Policía.
Hasta el mes de junio del 2014, 23 policías habían sido desvinculados en Manabí, en su mayoría por faltas disciplinarias graves, se informó en ese entonces.
Según la Policía, a pesar de que se trata de un proceso  incómodo, es necesario para tener en la institución solo personas dedicadas a servir a la ciudadanía y evitar que los nuevos agentes caigan en tentaciones.
Un hecho que sorprendió a la ciudadanía de manera positiva en el 2015 fue la condecoración de varios agentes, quienes a inicios de octubre, cuando realizaban un operativo de control en la vía Jipijapa-Guayaquil, se toparon con 3 personas, quienes transportaban 400.000 dólares en efectivo en un vehículo.
Según, Romel Tapia, quien era el jefe de la Policía, los sospechosos ofrecieron los 400.000 dólares a los uniformados, pero éstos los detuvieron.
+ INFO
Policías extorsionaban a otros policías
A finales de diciembre del 2015 unos 18 agentes en servicio activo, entre oficiales superiores, subalternos, clases y policías, fueron detenidos en el operativo “Eslabón 98”. 
El Ministerio del Interior informó que los aprehendidos habían creado un grupo de ‘investigadores’ (conformado por 10 miembros policiales) paralelo a los servicios de inteligencia, el cual no tenía estructura orgánica y se encargaba de realizar contactos con otros agentes para ofrecerles pases (transferencias de lugar de trabajo) a cambio de dinero.
Según el ministerio, la Dirección General de Inteligencia (DGI) y la Dirección Nacional de Delitos contra la Vida, Muertes Violentas, Desapariciones, Extorsión y Secuestros (Dinased) después de un año de investigaciones recabaron evidencias contra esta organización.  Los agentes extorsionados debían pagar entre 1.500 y 2.000 dólares por cada trámite. Según la Policía, esta organización delictiva durante su tiempo de operación recibió aproximadamente 6 millones de dólares.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala