El cáncer acabó con la vida de Gina Peláez



Gina Peláez ha muerto. Un cáncer en el estómago la llevó a la tumba.
Gina era peluquera, espiritista, cartomántica, curandera, rezadora, parapsicóloga, activista social y experta en conocimientos de ciencias ocultas.
Murió a los 70 años de edad. Fue el primer homosexual en Manta que  vistió como mujer. Sucedió en la década de 1960 cuando los hombres usaban pantalones acampanados y las mujeres acababan de descubrir el traje de baño de dos piezas.

Gina vivía en la avenida Víctor Véliz y la calle César Sandino y sus restos fueron sepultados en el cementerio de Marbella. Será recordada como la trans  de voz ronca que “curaba” a las personas que habían sufrido hechizos malignos, dijeron sus conocidos.