La selección de fútbol de Ecuador ha preferido la ciudad portuaria de Guayaquil y no la altitud de 2.850 metros de Quito para enfrentar a la de Bolivia el 7 de octubre en partido de las eliminatorias del Mundial de Catar, anunció la Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF).

La decisión estratégica resulta histórica pues la Tri ha tenido a Quito como su única sede en los últimos 24 años.

“La FEF informa que el partido entre Ecuador y Bolivia, válido por la fecha 11 de las eliminatorias sudamericanas rumbo a la Copa del Mundo de Catar 2022, se jugará el jueves 7 de octubre a las 19.30 horas locales (00.30 GMT) en el estadio Banco Pichincha de Barcelona, en Guayaquil”, anunció la FEF en un comunicado.

En octubre próximo los dirigidos por el argentino Gustavo Alfaro recibirán a la Verde boliviana el día 7, visitarán a la selección de Venezuela tres días después y el 14 jugarán en los pagos de Colombia.

Ecuador volverá a jugar por eliminatorias del Mundial en Guayaquil después de 24 años.

La última ocasión fue, precisamente frente a Bolivia, el 12 de octubre de 1997, caminó al Mundial de Francia. Los ecuatorianos se impusieron entonces por 1-0.

Fuentes de la FEF informaron a Efe de que el cambio de sede para el partido contra Bolivia responde a un pedido de Alfaro, que prefiere jugar en el llano de Guayaquil, pues en condiciones similares jugarán los siguientes compromisos como visitantes, primero frente a Venezuela y luego contra Colombia.

El estadio de Barcelona, donde se jugará el partido, será sede de la final única de la Copa Libertadores de 2022.

La FEF espera contar con unos 20.000 aficionados, tras la aprobación del protocolo de bioseguridad que presentó y aprobó el Comité de Operaciones de Emergencias (COE) Nacional.

Ecuador marcha cuarto en las eliminatorias sudamericanas del próximo Mundial, con 13 puntos, los mismos que Colombia, pero con mejor gol de diferencia. EFE