Al barco y a la tripulación detenidos con cocaína en Galápagos les seguían los pasos desde hace cinco meses. Los 19 tripulantes que fueron detenidos la madrugada del viernes 3 de septiembre, a 175 millas de las Islas Galápagos, habrían salido del Puerto de Manta.

En un informe de la Capitanía se detalla que interceptaron al barco pesquero Popeye 1 cerca de la isla Floreana. Aunque la tripulación intentó escapar, no pudo porque los tenían cercados, se informó.
En una de las lanchas de arrastre los marinos del guardacostas Isla Española encontraron trece sacos de yute que contenían media tonelada de cocaína.
Dentro de los 19 detenidos existe una persona con antecedentes penales por tráfico ilegal de migrantes. “En la investigación se ha identificado a los responsables del transporte de esta carga”, dijo Manuel Íñiguez, director general de investigaciones de la Policía.

El barco Popeye 1 está matriculado en la Capitanía de Manta, y toda su tripulación es de esta ciudad y de Jaramijó. Durante el operativo se incautaron cinco lanchas de arrastre, celulares y la droga. Sin embargo, la Policía no hizo públicas las identidades de los detenidos.