Actualizado hace: 5 minutos
FORMACIÓN
La construcción del conocimiento
TÉCNICAS Para que los estudiantes sean seres activos

Me parece importante que nuestros amigos docentes revisen el enfoque pedagógico que decimos sostener, sobre todo si el enfoque se corresponde al de la Reforma curricular y por último si es que nuestra práctica diaria lo refleja.

Martes 28 Octubre 2008 | 17:56

Lo digo porque últimamente he notado algunas incoherencias entre lo que decimos y hacemos. Lo digo porque se supone asumimos el enfoque constructivista, hace varios años, respecto del cual teorizamos sin que hayamos llegado al nivel de aplicación, porque al parecer seguimos siendo tan conductivistas como antes, como siempre. Entonces vale la pena pensar si seguimos dando una teoría, como dada terminada, acabada, definida, ese tipo de teorías que solo la transmitimos y una transmisión no permite que generemos que los estudiantes puedan ir construyendo una posición respecto a ella. Generalmente las clases siguen siendo eso, una transmisión exacta sin posibilidades de interpretación crítica. Cuando uno entrega a los estudiantes una teoría por muy aceptada que sea y permite que ésta sea criticada, que los estudiantes realicen un análisis exhaustivo para que vayan estableciendo las fortalezas y debilidades, sólo entonces estamos aportando a la formación de funciones psíquicas superiores como el pensamiento crítico y la capacidad propositiva. Entonces, queridos maestros y maestras, dejemos de dar clases donde todo está dicho, porque si todo es perfecto y ya está definido, entonces sólo nos toca repetir la historia, nada más. Claro, para cambiar esto, hay que estar bien preparados y haber hecho esa lectura crítica nosotros primero, porque cuando permitimos a los estudiantes que en base a un análisis opinen, pues corremos el riesgo de que ellos noten aspectos que nosotros mismos no hemos notado, que tengan una opinión distinta a la nuestra y por supuesto eso nos pone en riesgo, en entredicho, pero a cambio nos permite crear capacidad crítica y por lo tanto capacidad de decidir y de tomar posición y de defenderla con argumentos. Eso es lo que debemos formar. Para ello requerimos que los docentes planteen a diario técnicas que permitan que los estudiantes sean seres activos, que construyan conocimientos, porque comprenden cabalmente lo que escuchan, porque recrean la información recibida, porque la interpretan y aplican lo que le sirve, por último hasta la transforman. Entonces cuando los aprendizajes sean producto de la construcción del estudiante, solo ahí hablamos de constructivismo.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala