Actualizado hace: 1 hora 3 minutos
Juan José Illingworth
María Paula y Manabí

Se los dije!, ya salió “la” María Paula Romo (Acuerdo País) a declarar en contra de que el Congreso Nacional tenga sede en Manabí. Su argumento, aparecido este domingo 4 de mayo en EL COMERCIO (dónde más podía ser!), es el siguiente: “Los problemas no se solucionan enviando a cada provincia un ministerio o un Poder del Estado. Puede ser un factor que distraiga la atención del verdadero objetivo de la Constituyente”.

Jueves 08 Mayo 2008 | 22:46

María Paula se equivoca, algunos problemas sí se resuelven descentralizando geográficamente la sede de las instituciones y de los poderes; y si hay incrédulos, démosle la oportunidad a Manabí y veamos los resultados. De lo que no hay la menor duda es que estando por tantos años centralizada la sede de los poderes públicos en una sola ciudad, el centralismo NO se ha solucionado; al contrario, se ha fortalecido. Chile descentralizó la sede del Congreso hacia Valparaíso y es en muchos ámbitos el país más desarrollado de América Latina. Suiza descentralizó la sede de la Presidencia de la República (que es rotativa entre los “cantones” de la Federación Helvética), y es uno de los países más desarrollados del mundo. ¿Porqué entonces se opone María Paula? Dice que esto podría “distraernos del verdadero objetivo de la Constituyente”. Veamos. María Paula, quien hace pocos días lanzó su propuesta de consignar “el derecho al goce” de las mujeres, nos habla ahora de “distracciones”, uau!. ¿Cuál es “el verdadero objetivo de la Constituyente”, sino cambiar las estructuras caducas del Estado? ¿Acaso no es el centralismo la principal de ellas? Los asambleístas de Acuerdo País dicen que tenemos que salir de “la larga noche neoliberal”, que “las distorsiones del mundo capitalista han generado inequidad y desequilibrio regional”. Adivinen queridos lectores de dónde viene la palabra “capitalista”? Pues nada menos que de “Capital”, es decir ciudad “cabeza” que como concentradora de decisiones terminó siendo sinónimo de “acumulación de riquezas” (Oxford D.E.). ¿Quieren eliminar la inequidad y desequilibrio regional que ha provocado “el capitalismo”?, eliminen el centralismo, que etimológica y políticamente es lo mismo!. Cómo quisiera que María Paula alcance algún día el goce al que reclama tener derecho; que salga de esa larga noche de “forajida” que parece haber vivido en Quito y descubra el placer de compartir, de darse desde la Capital hacia las provincias, para sembrar la equidad que ansía toda democracia. Quito ya perdió el derecho a ser la sede del Congreso Nacional porque han abusado de la estrechez de sus calles e intereses para cercar por 3 ocasiones los Congresos Nacionales y derrocar 3 gobiernos democráticos “porque con Quito no se juega”, porque “hay que arrastrar como a Alfaro” (como dijo un asambleísta que está medio en “la luna”) a los de provincias que osan tomarse los poderes del Estado. Te lo dije Mariano!, ya salió la primera. Ojalá puedas visitarla personalmente en Montecristi, llevarle talvez a un manabita mozo, quizás el amor la reconvierta en provinciana y deje de ser capitalista! "Que salga de esa larga noche de ´forajida´"
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala