Actualizado hace: 48 minutos
Quito
El adiós de un grande
Alex Aguinaga

Con el retiro definitivo de Alex Darío Aguinaga, Ecuador le dice adiós a uno de los grandes talentos de su fútbol. El talentoso volante se despidió de los aficionados, en el estadio Atahualpa, donde debutó profesionalmente a los 16 años de edad.

Domingo 21 Octubre 2007 | 20:45

“El Güero” también hizo historia, porque allí fue el conductor de la selección ecuatoriana que se clasificó a su primer Mundial, el de Corea del Sur y Japón 2002. Aguinaga se convirtió en una de esas estrellas de la legión de grandes talentos del medio campo del fútbol sudamericano, que se recuerdan con emoción. De sus pies salieron goles espectaculares o pases magistrales, como la asistencia para que Jaime Iván Kaviedes anotase, en el 2001, el tanto del empate 1-1 ante Uruguay, en Quito, que generó la más grande explosión de júbilo de los ecuatorianos que consiguieron, así, su primera clasificación a una Copa del Mundo. Trayectoria de éxitos El talento de Aguinaga emergió a los 16 años vistiendo la camiseta de su primer equipo, el Deportivo Quito, del que fue transferido al Necaxa, de México, por el presidente del cuadro capitalino, Luis Chiriboga, actual titular de la Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF). En México, el volante brilló con luz propia y alcanzó los más destacados reconocimientos en una época dorada del Necaxa, que concluyó con el tercer puesto en uno de los mundiales de clubes celebrado en el 2000 en Europa. Su último club en México fue el Cruz Azul, del que “El Güero” también guarda “gratos recuerdos”, como suele decir. La Copa América de Fútbol tuvo en Aguinaga a una de sus figuras insignes, pues aunque no la ganó, la disputó en las ediciones de 1987, 1989, 1991, 1993, 1995, 1999, 2001 y 2004, que le permitieron convertirse en el ecuatoriano con más participaciones en ese torneo. El centrocampista, de 39 años, es considerado el segundo mejor de todos los tiempos en Ecuador, superado sólo por el fallecido Alberto Spencer, el máximo goleador de la Copa Libertadores de América, con 54 tantos. La última aparición de Aguinaga con la selección fue en el 2004, en la Copa América realizada en Perú, y su actuación más importante fue durante el primer Mundial de Ecuador, en Corea del Sur y Japón 2002. Su retiro profesional se produjo en el 2005, después de conseguir el título de campeón de Ecuador con Liga Deportiva Universitaria de Quito. Otra de las glorias alcanzadas por Aguinaga en el 2002 fue haber inscrito su nombre en el selecto “Club de los Cien” futbolistas que participaron en más de un centenar de partidos con la camiseta de su selección nacional, en encuentros avalados por la FIFA. DESPEDIDA amigos de Alex Del extranjero, ganaron 3-2 a los Amigos locales, con tantos de Ariel Graziani, (21’), Alex Aguinaga (51’), y del hijo mayor (68’). Descontaron Santiago Jácome (43’) y Julio Rosero (56’). EN PERSONA Nombres y apellidos: Alex Darío Aguinaga Garzón Apodos: El Maestro, El Güero Lugar y fecha de nacimiento: Ibarra, 9 de julio de 1968 Posición: Mediocampista Estatura: 1,68m. Partidos con selección: 109 Año del debut: 1984 Club del debut: Deportivo Quito Trayectoria: 1984-1989: Deportivo Quito 1989-2002: Club Necaxa, 2003: Cruz Azul, 2004-2005: Liga de Quito Trayectoria en México Club Temporadas Partidos Minutos Goles Necaxa 21 478 38.191 84 Cruz Azul 1 14 498 0 Total 22 492 38.689 84 ÍDOLO EN MÉXICO Alex Aguinaga, es recordado en México como un jugador escapado de los tiempos románticos, cuando existía la costumbre de portar la misma camiseta por muchos años y algunos lloraban si perdían. Con una cabellera larga que parecía más de trovador, el centrocampista nacido en Ibarra fue el alma del club Necaxa, el mejor de la liga mexicana en la década de los años 90, en los que ganó tres títulos de campeonato, una Copa de Concacaf, además de la medalla de bronce en el Mundial de Clubes del 2000. Sin embargo, al jugador ecuatoriano no lo asocian con los triunfos, sino con una suerte de vocación de alfarero, tan capaz de construir goles de manera fina desde la media cancha como de convertirlos. “El Güero” Aguinaga es el extranjero con más partidos en México, 492, y lo llamativo es que de ellos 478 fueron con la camiseta roja y blanca del Necaxa. Llegó a México a los 21 años de edad y en su partido de debut anotó el primer gol, sin haber tenido un período de adaptación; a partir de ahí derrochó talento y se ganó el puesto de titular que mantuvo 20 campeonatos en los que convirtió 84 goles y puso 94 asistencias para anotaciones. Habilidoso en el toque de la pelota, con capacidad para poner pases elegantes y una especie de sexto sentido para estar ubicado en el mejor lugar a la hora precisa, la calidad de Alex jamás fue discutida, pero él tenía una virtud adicional: la pasta de líder y con ella convirtió a Necaxa en el mejor club de México.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala