Actualizado hace: 7 minutos
El combo del delito
El combo del delito
Por: Leonardo Moreira Delgado
leomodel3@gmail.com

Martes 13 Agosto 2019 | 04:00

Los combos son una estrategia de marketing para seducir a los consumidores, son una opción para promocionar productos de consumo masivo en un solo paquete económico. Hoy el mercado se encuentra saturado por este tipo de ofertas, que sigue imparable, dando a entender que funciona y es muy efectivo.

La definición de combo es comprar en un solo grupo, productos con un mejor precio, que si se lo realiza por separado. Otra manera de aplicarlo es comprar ciertos productos y llevarse gratis otros, con un aparente beneficio, para el comprador más emocional y para el proveedor el valor agregado. 
Para la genialidad de un grupo de politiqueros ecuatorianos, que durante más de una década llevaron al país a la debacle socio económica, les fue sumamente fácil aplicar este descalabro sistema de marketing a la administración gubernamental. Confundieron la acción política, que es bien social de servicio común, con un descarado abuso del  erario nacional para provecho individual.
Ya no es ningún secreto, se conoce y se han hecho públicos a través de los medios, de las redes y de las instancias administradores de justicias, a quienes para perpetuar sus delitos de Estado, en calidad de autores, cómplices y encubridores, armaron muy bien el “combo”, compuesto por autoridades del gobierno al más alto nivel, ministros; funcionarios de las instituciones más rentables, como petróleos, eléctricas y teléfonos; asambleístas; consejeros del Consejo de Participació, Ciudadana y Control Social y del Consejo Nacional Electoral; ministros y jueces de la Corte Nacional de Justicias y de los juzgados, fiscal general y fiscales provinciales, procurador; altos mandos de la policía y de los militares; administradores de los medios incautados; consejeros del Consejo de Educación Superior, del CEAACES, de la SENESCYT y hasta sacerdotes, pensando santificar sus pecados.
El “combo” les funcionó como “Fuenteovejuna”, pero al revés. Prevalidos de un poder despótico, hacían los que les viniera en gana, el debido proceso constitucional  fue violentado e irrespetado el Estado de Derecho, criminalizaron las luchas sociales y todo reclamo por la justicia, la verdad y razón, caía en este círculo vicioso de corrupción e impunidad y, como consecuencia de ello, hoy tenemos un país lleno de cuentas por saldar, odios y revanchas, difícil de enrumbar hacia el bienestar.
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala

Recomendadas para ti: