Actualizado hace: 5 horas 35 minutos
BRASIL
La comunidad GLBTI desafía a Jair Bolsonaro

3 millones de personas asistieron al Desfile del Orgullo LGBT de Sao Paulo, el primero en el gobierno de Jair Bolsonaro.

Lunes 24 Junio 2019 | 04:00

 “Cada uno sabe de su vida. El presidente debería cuidar de la política y de los problemas de Brasil en lugar de meterse con la opciones individuales de cada uno”, señaló la jubilada Ana S., una heterosexual, quien cree que “la diversidad debe ser celebrada” y  que todas las preferencias “deben ser respetadas”.

A lo largo de la semana, la presidenta de la Asociación del Orgullo GLBTI, Cláudia Regina García, predijo que la gente saldría a las calles y los gobernantes entenderían que “nadie va a volver a casa, al armario o a las ‘senzalas’” -los antiguos alojamientos de esclavos - en Brasil.
Ayer, millones de personas confirmaron el pronóstico de García y ocuparon las vías de la Avenida Paulista, en el corazón de Sao Paulo, donde grupos conformados por las más diversas edades y estilos desfilaron mientras alternaban entre pases de baile, besuqueos y gritos de orden contra el mandatario brasileño.
Bajo la consigna “50 años de Stonewall, nuestras conquistas, nuestro orgullo de ser GLBTI”, la muchedumbre acompañó animada a los 19 tríos eléctricos, como se conocen a los gigantescos camiones de sonido que dieron el tono de la fiesta, durante más de seis horas.
Desfile. Esta vigésima tercera edición del Orgullo GLBTI de Sao Paulo fue además la primera que tuvo lugar después de un histórico fallo de la Suprema Corte de Brasil, que tipificó hace diez días la homofobia como un delito penal similar al racismo.
Para la presidenta de la Asociación del Orgullo GLBTI, la decisión supone un “victoria importante” para la comunidad, pero alertó también de que “existen otros desafíos por delante”.
“De nada sirve criminalizar (la homofobia) si no hay una política de seguridad y salud para la comunidad GLBTI”, recalcó García.
En la misma línea, el profesor de Filosofía Orlando Alves Meirelles expresó que considera el fallo de “extrema importancia”, pero se preocupa con el “retroceso” que vive el país carioca.
“A partir del momento que un país necesita de una ley para mantener una convivencia pacífica, estamos dando un paso atrás”, sentenció.
Acotó que, por ello, es importante que la comunidad GLBTI siga unida.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala