Actualizado hace: 27 minutos
Miguel Vergara Pazmiño
Grande Ecuador

Ecuador, dentro del contexto macro territorial, es un país pequeño con 283.561 kilómetros cuadrados y una población que bordea los 17 millones de habitantes, pero las gestas no se las mide por la extensión territorial ni por el número de habitantes, sino por las hazañas de sus hijos que llenan de gloria a toda una nación.

Jueves 20 Junio 2019 | 04:00

Es así que una persona, un equipo o un conglomerado social, escribe su historia con logros importantes que tienen trascendencia en la humanidad y hace fatuo a su población. 
Está demostrado que para llegar al éxito hay que fijarse una meta, esforzarse para conseguirla, ser perseverante, ponerle amor y pasión a lo que se desempeña y tener mucha fe, que es el fortalecimiento espiritual que no permite desmayar.
Es el caso del deporte ecuatoriano, que en los últimos días ha brillado con luz propia, en manos de destacados deportistas como el ciclista Richard Carapaz, campeón mundial del Giro de Italia, que nos dejó un gran pensamiento: “los sueños son para cumplirse”; Glenda Morejón, récord mundial en los 20 km marcha en la Coruña-España; dentro del campeonato mundial de fútbol Sub-20, año 2019, la selección de Ecuador cumplió una destacada actuación, quedando tercero en el mundo, posición privilegiada que jamás se había logrado en la historia de este deporte y categoría. 
Gracias jóvenes, guerreros de mi patria que hicieron vibrar de emoción y de hacernos sentir orgullosos de este pequeño pero gran Ecuador.
Sería injusto no destacar a otros ilustres deportistas que también han llenado de gloria a nuestro país en épocas pretéritas y que también han hecho flamear en lo más alto el tricolor nacional, es el caso del manabita José Cedeño Barre, campeón mundial en taekwondo año 1982; Jefferson Pérez, campeón olímpico en marcha año 1996; así también en otras disciplinas deportivas Ecuador ha tenido a nivel individual grandes satisfacciones: en natación Jorge Delgado; en el tenis Miguel Olvera, Francisco Segura y Andrés Gómez; en el fútbol Alberto Spencer, Alex Aguinaga, Antonio Valencia; en atletismo Rolando Vera, campeón de la San Silvestre año 1986, entre otros; y a nivel de equipos, Liga de Quito, campeón de la Copa Libertadores de América año 2008, campeón de la Sudamericana y vicecampeón de clubes a nivel mundial.
Que estas proezas sirvan de inspiración a todos los ecuatorianos, para que en toda actividad que emprendamos nos mentalicemos bajo el firme propósito de ser honestos y siempre los mejores. Que el ejemplo de nuestros gladiadores sirva para el cambio de mentalidad de nuestros políticos que con actos de corrupción nos avergüenzan en todo el orbe y se convierten en tristemente célebres, con lo que roban el sueño y la ilusión a los ecuatorianos y especialmente a los más desposeídos, al contrario de nuestros embajadores y celebridades del deporte que llenan de júbilo y gloria a la patria y que nos enorgullecen ante la faz del mundo.
 
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala