Actualizado hace: 1 hora 37 minutos
Tonio Iturralde Cevallos
Unidad Educativa “Miguel Iturralde”

Toda persona natural o jurídica debe conocer su origen e identidad para proyectarse claro y seguro hacia el futuro; hago esta reflexión para hablar de la unidad educativa Miguel Iturralde, heredera de una gran historia lograda cuando estuvo constituido como “Colegio Militar General de División Miguel Iturralde Jaramillo”, el que solo supo de glorias académicas, deportivas y de principios civiles y morales que lo ubicaron entre los primeros de Manabí y el país; pero fuerzas y pasiones ideológicas del Gobierno anterior cambiaron la regencia militar a la civil; minimizaron su nombre a simplemente “Miguel Iturralde” desconociendo al ideólogo militar y héroe nacional, lo dejaron sin predios o espacio físico propio y sustituyeron sus gallardos uniformes a un ocasional que no fortalece la razón identitaria.

Viernes 11 Enero 2019 | 04:00

Adversa situación que debe ser vencida por las autoridades pedagógicas tanto de la provincia como de la unidad educativa, para demostrar que el traspaso efectuado fue para que su brillo intelectual sea más resplandeciente, mas no para que sea uno más de los tantos.  Dura es la tarea para quienes asumen este reto,   considerando que las leyes y normas que regulan la educación en este país se constituyen unas, en verdaderas mordazas para los rectores que no pueden exigir abiertamente los requerimientos  de sus planteles de enseñanza, ni defenderlos cuando existen disposiciones superiores que puedan perturbar su normal desempeño, otras excesivamente permisivas que dificultan al docente orientar y corregir al educando; instituciones normativas que deben ser revisadas por la legislación ecuatoriana.
Mientras esto suceda los líderes de las unidades académicas deberán obrar contra la corriente para alcanzar sus objetivos. En esta ocasión  especialmente las autoridades del Miguel Iturralde, quienes aunque han demostrado ser buenos sembradores de valores y conocimientos, les toca recosechar la excelencia académica, la formación integral del estudiante  en un ambiente pedagógico moderno, que es donde está lo más complejo, puesto que aparte de lo indicado al inicio de este artículo, se suman la llegada de otras entidades a esos predios a raíz de la desgracia del 16A, provocando el hacinamiento, e incomprensiones, las inadecuadas aulas móviles donde se dictan clases y la falta de espacios recreativos para los estudiantes, serias condiciones que atentan contra la buena enseñanza y derechos del niño.  
El desafío es grande, pero en esta realidad toca restaurar y preservar el emblemático prestigio de la lacerada unidad educativa Miguel Iturralde.
 
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala