Actualizado hace: 29 minutos
José Herrera Falcones*
El camino de la reconstrucción

Domingo 09 Septiembre 2018 | 06:00

 29 meses después del terremoto del 16 de abril de 2016, los habitantes de Manabí, Esmeraldas y Santo Domingo, las provincias más golpeadas, han demostrado fortaleza, coraje y resiliencia para levantarse de una de las peores tragedias en Ecuador. 

Desde el Gobierno Nacional, la directriz ha sido clara: reconstruir y reactivar a los propulsores de la economía del país, tarea encomendada desde abril de 2016, cuando a partir de la emergencia se crea la Secretaría Técnica del Comité para la Reconstrucción y Reactivación Productiva, gestión que acepté liderar desde enero del presente año.
El camino recorrido ha sido duro. Subsanar heridas y afrontar con transparencia y responsabilidad demanda de supervisión y control a tiempo completo. Es un desafío del que decidimos ser parte por el bienestar de todos los perjudicados. Es de ahí que más de 3.000 millones de dólares se han destinado a la emergencia y a la planificación de obras para la reconstrucción.
En el transcurso de 2018, hemos entregado, finalizado e inaugurado 30 obras en áreas de salud, vivienda, educación y vialidad. Aquello lo constatan los habitantes de los reasentamientos de Nueva Chorrera de Pedernales o de El Guabito de Portoviejo y los beneficiados por las plantas de agua de Jaramijó, Jama y Pedernales.
Primero fueron las obras y los proyectos financiados con fondos de la Ley de Solidaridad. Ahora lo son también con créditos internacionales, provenientes de entidades chinas o europeas, y donaciones nacionales. La reactivación y reconstrucción del aeropuerto y puerto de Manta, el hospital de Chone, la construcción del Palacio Municipal de Portoviejo serán producto de los esfuerzos de financiamiento.
Aún tenemos trabajo pendiente, el objetivo de la creación de la Secretaría fue levantar, en un plazo de cinco años, lo provocado por el terremoto. Estamos a medio camino y esperamos cumplir, en sinergia de Ministerios y GAD involucrados, con lo trazado en el tiempo asignado, es decir, hasta 2021.
En el camino habrá dificultades que con entendimiento y disposición pueden resolverse. El trabajo en ocasiones silencioso demuestra la eficiencia y el compromiso ciudadano, y es por ese mismo compromiso la importancia de informar lo que se ha hecho y lo que viene.
Que sepan Manabí, Esmeraldas y Santo Domingo que tienen a la Secretaría Técnica de la Reconstrucción para repotencializarse económicamente. Que sepan que el trabajo es constante y que nos seguimos levantando, con el mismo ímpetu que se ha mantenido intacto desde que empezó el desafío. Empezamos trabajando en equipo y así nos mantendremos. Juntos, siempre juntos, vamos a levantarnos.
*Abogado y empresario, es secretario técnico del Comité de Reconstrucción.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala