Actualizado hace: 3 minutos
POR: ÓSCAR CEDEÑO FALCONÍ
Emprendimiento y universidad

Domingo 14 Enero 2018 | 04:00

Sin la necesidad de ser analista económico se puede deducir que uno de los pilares fundamentales para el crecimiento económico de las naciones lo ha constituido ese gran colectivo de personas que en algún momento alcanza el status de “empresarios”; es decir, de hombres y mujeres emprendedores, fuerza motora e innovadora dispuesta a asumir los riesgos de iniciar un negocio que genere trabajo y dinamice la economía desde los diferentes segmentos económicos. Y es precisamente en este rol que juega un papel fundamental la universidad ecuatoriana, que necesariamente tiene que formular su misión y visión a la  pertinencia  con la competitividad  global que  la rodea y el desarrollo nacional.

Para ello se necesita, sin duda, fortalecer el espíritu emprendedor de esa gran masa de jóvenes  profesionales que cada año egresan de la universidad ecuatoriana, como fórmula para que no se constituyan en una  población económicamente pasiva  o dependiente del cargo público o privado difícil de conseguir. Más bien que salgan con  la iniciativa de crear su pequeña o gran empresa. Es también cierta la necesidad de crear un fondo o capital de riesgos para que la banca del Estado, cumpliendo su postulados de campaña, facilite, sin garante, más que la confianza y fuerza creativa que anima a los nuevos profesionales.
Para ilustrar de mejor manera la presente idea, vale tomar muy en cuenta el estudio realizado por el Ing. Wilson Araque Jaramillo, publicado bajo el auspicio del observatorio de las PYMES de la universidad Andina Simón Bolívar de Quito, quien detalla ciertas características: el 71 % de emprendedores ecuatorianos iniciaron su primer negocio entre 17 y 32 años, destacándose el grupo de 40% entre  26 y 32 años; en un 25%  emprendedores entre 33 y 45 años, estando concentrados estos porcentajes principalmente en la provincia de Tungurahua. En referencia a Manabí, el  primer emprendimiento está principalmente en un 46 % entre los 26 a 32 años.
En lo concerniente al nivel educativo de los emprendedores, éste se sitúa a nivel universitario, siendo en Manabí en un 55%, educación media 31%, nivel primario 9% y un 5% a nivel de posgrado. Vale destacar que en el contexto nacional nuestra provincia está dentro de  los índices porcentuales de Guayas y Pichincha, prevaleciendo las carreras universitarias de  ciencias administrativas y ciencias aplicadas a la economía que decidieron emprender. 
Sobre el sexo a nivel nacional del emprendedor, prevalece el masculino en un 83% frente a un 17% femenino; en Manabí 79 % hombres y 21 % mujeres, siendo el motivo de las iniciativas mejorar la situación económica y la independencia las principales causas del emprendimiento.
Con estos valiosos datos señalados en la respectiva bibliografía, las autoridades universitarias, económicas, sociales, podrían ilustrar sus puntos de vista; y con la inefable  voluntad, dirigir  los esfuerzos a esta importante fuerza que está esperando ser tomada en cuenta como política de Estado. 
 
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala